HollyHolm k02032015 e62cdLa ex boxeadora Holly “La Hija del Cura” Holm debutó con éxito en el UFC, el circuito más importante en el mundo de las Artes Marciales Mixtas (AMM), derrotando por decisión dividida a Raquel “Rocky” Pennington luego de tres rounds en los que para salir airosa tuvo que boxear sobre piernas.

El combate estuvo cargado de mucho bombo y cobertura de la prensa especializada, ya que para la opinión pública no solo debutaría una atleta que conquistó la cima en el boxeo, sino que también veríamos a una peleadora invicta en ocho enfrentamientos cuyo background le permite ser una potencial rival para el nuevo rostro de las AMM la campeona gallo del UFC “Rowdy” Ronda Rousey.

Durante el primer round del combate, Holly Holm se mantuvo en la larga distancia, peleando en retroceso y lanzando un gran volumen de golpes y patadas. Frustrando así cada intento de ataque de “Rocky” Pennington.

En el segundo giro, Pennington llegó con impactos aislados sobre la humanidad de Holm, pero enseguida tuvo una riposta de la ex boxeadora, quien con rápidas ráfagas de golpes y patadas laterales y frontales entraba y salía de la guardia de su oponente.

Para el tercer round la pelea se había vuelto monótona y justo cuando el público comenzó a impacientarse y a abuchear, Raquel atrapó a Holm y la derribó con un gancho de derecha que conectó entre clavícula y cuello.

“La hija del cura” se incorporó de inmediato y a partir de ese instante se vio obligada a pelear con mayor arrojo, lo que le valió recibir buenos golpes al rostro, entre ellos uno que la hizo sangrar por la nariz.

Dos de las tarjetas de los jueces fueron de 30-27 y 29-28 para Holm, mientras que un tercero entregó una de 29-28 para Pennington.

“Sabía que había mucha experiencia de la gente que está aquí, había mucha expectativa de la gente, hubo mucho de lo que se habló y había nervios,” dijo Holly Holm al final de la lucha, agregando: “odio las decisiones divididas, me habría gustado que fuera decisión unánime, pero igual no es la primera vez.”

Esta pelea dejó implícito que para poder medirse a la campeona, “La Hija del Cura” necesitará mejorar el nivel oposición en forma gradual, para que ese proceso le permita revertir en el gimnasio los puntos débiles que mostró el sábado dentro del octágono y como consecuencia se convierta en una peleadora más completa.

Comenta sobre este articulo