Adiós a “Morocho” Hernández -Caracas.-Otra lamentable y dolorosa pérdida para el deporte de los puños: Complicaciones de salud segaron la vida a los 77 años de quien se mantendrá por siempre como el primer campeón mundial venezolano de boxeo: Carlos “Morocho” Hernández.

También conocido en sus inicios por el pseudónimo de “Kid Helicoide”, Hernández (60-12-4, 44 KOs) ganó por fallo dividido frente al también desaparecido estadounidense Eddie Perkins, en pelea revancha disputada el 18 de enero de 1965, en Nuevo Circo, Caracas, Venezuela, donde el local conquistó los cinturones de las 140 libras, correspondientes al Consejo Mundial (CMB) y de la Asociación Mundial (AMB).

Casi cuatro años antes, Perkins había vencido a Hernández por puntos en 10 asaltos, cuando el sudamericano efectuaba su vigésimocuarta pelea profesional y exhibía récord invicto de 21 triunfos y tres empates.

Hernández defendió con éxito ambos títulos ante el colombiano Mario Sossito y el jamaiquino Percy Hayles, pero después de un tercer triunfo sin que estuvieran en juego las coronas, cedió el reinado por decisión  mayoritaria en 15 asaltos ante el zurdo italiano Sandro “Alessandro” Popopolo, el 29 de abril de 1966, en el Palacio de los Deportes, de Roma, Italia. Lopopolo falleció en 2014 a la edad de 74 años.

En 1969 Hernández tuvo una nueva oportunidad de conquistar la faja súper ligera de la AMB, pero sucumbió unánime en 15 asaltos ante el argentino Nicolino “El Intocable” Locche -también desaparecido en 2005- en el estadio Luna Park, de Buenos Aires, Argentina.

De acuerdo con diarios venezolanos, Hernández comenzó en el boxeo con 15 años y en sus inicios conquistó los títulos del Distrito Federal e igualmente del campeonato nacional en la categoría pluma (126 libras).

En su primera participación internacional se agenció el “Cinturón de Diamante”, en el II Campeonato Mundial de Boxeo Amateur, disputado en México.

Según algunas fuentes, Carlos Enrique Hernández nació el 21 de abril de 1949, en la populosa parroquia La Pastora, en Caracas. (Otras argumentan que “Morocho” vino al mundo el 22 de abril de 1939).

Durante 25 pleitos en las filas aficionadas no conoció el amargo sabor del revés y en esa trayectoria incluyó el título Centroamericano y del Caribe. Bajo la tutela de Juancho Medina debutó en el pugilismo de paga con impresionante triunfo por nocaut técnico ante su coterráneo Félix Gil, el 26 de enero de 1959, en Caracas.

Hernández colgó los guantes tras fracaso por la vía del cloroformo en el octavo asalto ante el escocés Ken Buchanan, el 11 de mayo de 1971, en Wembley, Inglaterra, que significó el segundo traspié consecutivo, pues siete meses antes había perdido por puntos con el mexicano Gerardo “El Güero” Ferrat, en Caracas.

Descanse en paz el hombre que marcó el antes y el después del boxeo venezolano.