XjohnnyEl mexicano Jhonny González (51-7-0, 45 KOs) tiene bien claro sus objetivos inmediatos en el boxeo. En abril expondrá su título pluma del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) ante el dominicano Elio Rojas (23-1-0, 14 KOs) y luego, en septiembre, buscará reunificar títulos con su compatriota Orlando Salido (38-11-2, 26 KOs), monarca de la Organización Mundial de Boxeo (OMB).

En Cancún, Quintana Roo, será la pelea del 28 de abril y la tercera exposición del cinturón de las 126 libras, distinción que conquistó precisamente en el cuarto mes del año pero de 2011, al destronar por nocaut en la cuarta escena al japonés Hozumi Hasegawa (29-4-0, 12 KOs).

Acerca de su oponente de turno expresó: “Elio es un peleador muy rápido, se desplaza con velocidad y también tiene un estilo marrullero, es cochino, por lo que debo llegar al cien por ciento en el aspecto físico porque será una pelea de mucho desgaste.”

Para contrarrestar cualquier tipo de estratagema del quisqueyano, González realiza agotadoras sesiones matutinas de boxeo en el gimnasio Romanza y por las tardes de martes y jueves, trabaja el físico en el Desierto de los Leones. El sábado y domingo se desplaza hacia la altura del Nevado de Toluca.

“Estoy realizando una fuerte preparación como la que hice el año pasado para noquear en Japón a Hozumi Hasegawa”, rememoró. “Los aficionados japoneses -agregó- reconocieron mi triunfo. Me identifiqué con ellos por el desastre natural (el tsunami) y me solidaricé con su desgracia y siento que Hasegawa estaba distraído por la situación de su pueblo”.

González está convencido de que someterá a Rojas, de ahí que esté pensando con tanta antelación en Siri Salido, el hombre que noqueó en par de ocasiones al boricua Juan Manuel López y posiblemente haya sentenciado la carrera de quien fuera uno de los “intocables” del último lustro.

“Sería un combate millonario con grandes bolsas para los dos”, apostilló. No obstante, su campo visual es más extenso de lo común, razón por la cual tiene como objetivo a mediano plazo subir a la división ligero junior y obtener el tercer título en igual número de categorías de peso.

Resulta evidente que a sus 30 años de edad no se conforma con las fajas gallo de la OMB –la obtuvo al derrotar al tailandés Ratanai Singwancha (75-13-0, 50 KOs)- y pluma del CMB.

No pudo aguantar la tentación y soltó, en medio del diálogo y cuando la ocasión lo permitió, que debió ser nombrado Mejor Boxeador de 2011 por el CMB, “pero por políticas se lo dieron a otro”. Quizás ahí esté la clave de tanta ambición. Lo cierto es que González acumula 11 victorias consecutivas y está bien afianzado en la élite del boxeo mundial.

Comenta sobre este articulo