Demchenko pikViktor Demchenko no es hombre de medias tintas o amplia retórica. Sabe lo que hace y habla poco…, aunque muy claro. Esa es la razón de que haya asegurado que el estelar peleador mexicano Juan Manuel “Dinamita” Márquez (53-6-1, 39 KOs) la va a pasar muy mal cuando enfrente a su discípulo Serhiy Fedchenko (30-1-0, 13 KOs).

“Ustedes van a ver a Serhiy en el ring. Es un boxeador de gran habilidad, Márquez no lo va a encontrar, Fedchenko lo va a obligar a boxear, para llevarse un gran triunfo”, enfatizó el preparador que supervisa con disciplina militar cada detalle del entrenamiento de su compatriota.

Demchenko sabe que su protegido realizará el próximo 14 de abril la pelea más importante de su carrea, iniciada en marzo de 2002. No solo por el hecho de que Márquez se incluye en el Top Five de los mejores púgiles libra por libra del mundo, sino porque estará en disputa el título interino welter junior de la Organización Mundial de Boxeo (OMB).

La sede escogida para la confrontación fue la Nueva Arena de Ciudad de México. Y todo apunta a que será una batalla épica, en la cual Márquez, que regresa a pelear ante su público tras 19 años de ausencia, deberá hilar fino para agenciarse el triunfo.

“He platicado con Fedchenko y veo lo motivado que se encuentra ante la oportunidad de su vida. Nada más se va a enfrentar a uno de los tres o cuatro mejores boxeadores del mundo, pero si fue capaz de vencer a DeMarcus Corley y al argentino Juan Alberto Godoy, no dudo que podrá darle un susto al mexicano”, remarcó el experimentado adiestrador.

En perfecta sintonía se encuentra el púgil europeo que dijo a los medios en su primera sesión de entrenamiento abierta en México: “no acepto que se diga que soy la siguiente víctima en la lista de Juan Manuel Márquez”.

Y luego añadió que “hay gente de boxeo que cree lo mismo en Ucrania, pero les voy a demostrar que no será así. Yo vengo a México a ganar, a dar la gran sorpresa, y con un triunfo a postularme para las grandes contiendas”.

“Fedchenko hizo una gran preparación en Ucrania para esta pelea, y aquí solamente venimos a afinar esa condición física. El peso está controlado, y prácticamente sólo esperamos el momento de subir al ring”, concluyó Demchenko.

Por su parte, Márquez sabe lo que se le avecina y por eso no ha dejado nada a la casualidad. “Por los rivales a los que ha vencido, Fedchenko luce como un rival de primer nivel. Derrotó entre otros a DeMarcus Corley, y si le ganó a ese, quiere decir que es un rival de respeto.

Comenta sobre este articulo