sosa pikmayo222013Ciudad de México.- Ha sido un camino difícil para Edgar Sosa, desde que dejó escapar en Tailandia la oportunidad de coronarse campeón mundial mosca del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), al caer derrotado por decisión unánime ante el ya retirado Pongsaklek Wonjongkam.

Aquella derrota, que ocurrió en octubre de 2011, le ha costado tener que librar difíciles obstáculos para volver a ganarse la oportunidad de disputar la corona del mundo.

Lo hemos visto sobrevivir a una caída en el primer round contra Wilbert Huicab y aún así salir con la mano en alto, e incluso escapar con una decisión mayoritaria en su pelea contra el japonés de ascendencia coreana Myung Ho Lee, peleando con el pómulo izquierdo fracturado casi todo el combate.

Nada ha podido detener a un Edgar Sosa, que ha visto depositada de nuevo la confianza de la afición mexicana con sus últimas dos victorias sobre los ex campeones mundiales Ulises “Archi” Solís y Giovanni “Guerrero Azteca” Segura.

Ambos triunfos podrían ser cuestionados: Ulises Solís venía de una fractura en la mandíbula, de la cual ya no se recuperó; de Segura se puede alegar que aún no ha encontrado su mejor forma física, tras el retiro provocado por su derrota contra Viloria.

Aun con estas circunstancias, el gran trabajo que viene realizando Sosa no debería de sufrir algún menoscabo, pues por sus tremendas actuaciones demuestra que está listo para volverse a coronar campeón del mundo.

El pasado sábado en Zitacuaro, Michoacán, México, vimos a un Edgar Sosa hambriento y luchando segundo a segundo contra un Giovanni Segura que vendió cara la derrota y dejó claro que no está acabado.

Si en la pelea de campeonato contra el japonés Akira Yaegashi, el pugilista mexicano vuelve a mostrarse en este nivel, no me quedan dudas de que logrará colgarse en la cintura la correa mundial del peso mosca.

Edgar Sosa está viviendo un segundo aire en el boxeo profesional.

Crédito Foto: Promociones Zanfer

Comenta sobre este articulo