El boxeador mexicano Jorge “Travieso” Arce (59-6-2, 45 KOs) preferiría, por esta vez, ser menos revoltoso como asegura su alias con tal de encontrar un oponente para la pelea que tiene programada el 18 de febrero, en el Palenque de la Feria de Durango.

Todas las propuestas hechas han sido denegadas por la Organización Mundial de Boxeo, la cual considera que los hombres señalados por el actual campeón gallo no merecen ser retadores en un combate por el máximo título de la entidad.

En un movimiento desesperado, los promotores del sinaloense de 32 años intentan presentar como aspirante al brasileño William Prado (16-1-1,11 KOs), pero todavía se desconoce si el número 9 del escalafón de la OMB aceptó y si la entidad rectora dio el visto bueno.

Arce inicialmente iba a exponer su corona ante el venezolano Lorenzo Parra (31-3-1, 18 KOs), pero recibió el no como respuesta. Entonces, confiado de que todo se resolvería dijo: “se cayó la pelea contra Lorenzo Parra y ahora mi promotor Fernando Beltrán me busca rival, pero la fecha y sede no cambia, haré mi presentación ante la afición de Durango que espera mi pelea titular.”

Pero jamás imaginó que la OMB tampoco aceptaría al bahiano Giovanni Andrade (62-13-0, 50 KOs), quien posee un abultado palmarés sobre el cuadrilátero.

“Andrade no tiene los méritos suficientes para ser incluidos en nuestros rankings”, comentó escuetamente Francisco Valcárcel, presidente de OMB. A todas luces una postura imcomprensible.

Lo cierto es que esta defensa se le ha complicado tanto a Travieso Arce, que acaba de declarar que pelearía finalmente a diez asaltos de no conseguir al contendiente “ideal” para la OMB.

Entretanto, y medio resignado, continuará preparándose para desafiar al vencedor del pleito entre el filipino Nonito Donaire (27-1-0, 18 KOs) y el boricua Wilfredo Vázquez Jr. (21-1-1, 18 KOs), el 4 de febrero en San Antonio, Texas.

Al respecto anunció que hará una pausa en sus entrenamientos para ‘escautear’ a sus potenciales adversarios. “Desafiaré al ganador de Donaire y Papito Vázquez, por lo que estaré en el Alomodome para ver ese combate y retar al que gane.”

Vale la pena recordar que el peleador originario de Los Mochis, Sinaloa, conquistó en 2011 los cinturones mundiales gallo y súpergallo de la OMB, ante el indonesio Angy Angkota (25-6-0, 14 KOs) y Wilfredo Vázquez Jr, respectivamente.

Con esos triunfos se convirtió en el primer latinoamericano en conseguir cinco fajas en cuatro divisiones diferentes. Su primera corona la ganó el l5 de diciembre de 1998 en la división minimosca (108 lbs) de la OMB y logró conservarla hasta el 31 de julio de 1999.

El 6 de julio de 2002 volvió a mirar a todos por encima del hombro, pero esa vez levantó la faja de los minimosca que otorgaba el Consejo Mundial de Boxeo (CMB), condición que mantuvo durante seis defensas y tres años (hasta 2005). Luego probó suerte en el peso súpermosca (115 lbs) y pudo ceñirse otra faja universal de la OMB, que dejó vacante el propio año.

Comenta sobre este articulo