Aunque el campeón mundial semipesado galés Nathan Cleverly (23-0-0, 11 KOs) ha disputado un solo pleito en Estados Unidos, ningún rival ha podido vencerlo en 23 combates en Europa.

Ahora el estadounidense Tommy Karpency (21-2-1, 14 KOs) viajó hacia territorio europeo con la intención de romperle el invicto el 25 de febrero en Gran Bretaña y con ello despojarlo de la faja de la Organización Mundial de Boxeo (OMB) que ostenta desde 2010.

Cleverly, quien expone por tercera ocasión su corona semipesada, registró hoy 174 libras en la báscula, mientras Karpency quedó por debajo con 172,5 libras, en el chequeo efectuado en la Motorpoint Arena de Cardiff, en Gales.

“He trabajado muy fuerte y con gran pasión para llegar hasta aquí”, dijo Cleverly. “Pero considero que todo ello ha sido solo el comienzo. Deseo a partir de aquí realmente controlar el mundo en mi división”.

Dos triunfos obtuvo Cleverly en 2011, el más reciente por decisión mayoritaria ante el británico Tony “El Bombardero” Bellew, quien sufrió el primer revés de su carrera en la ciudad inglesa de Liverpool.

Antes Cleverly, de 25 años, noqueó en el cuarto asalto al polaco Aleksy “Alí” Kuziemski en Londres, cinco meses después de obtener el título interino frente al francés Nadjib Mohammedi.

En la única incursión en la meca del boxeo. Cleverly salió victorioso por decisión unánime en ocho asaltos frente al estadounidense Antonio Baker en Las Vegas. Ese día alcanzó el duodécimo éxito en su carrera.

Karpency disputó un combate el pasado año y lo acabó por fulminante nocaut el primer round frente al estadounidense Andre Hemphill en Pennsylvania.

Había obtenido el cetro Intercontinental de la OMB por fallo unánime frente al alemán Karo Murat el 1 de mayo de 2010.

Comenta sobre este articulo