El cubano Erislandy Lara y el estadounidense Ronny Hearns tenían pactado combate el 11 de febrero en Las Vegas, donde también chocarían el mexicano Víctor “Vício” Ortíz y el estadounidense Andre Berto.

Pero una inesperada lesión de Berto durante los “sparrings” obligó a suspender el combate ante Ortíz y de paso echó por tierra toda la cartelera. Lara y Hearns quedaron en un limbo para verse las caras.

Y mientras la revancha entre Berto y Ortíz se concertó para el 30 de junio en Las Vegas, Lara y Hearns tuvieron que “mudar” el pleito para el 14 de abril en Arkansas, en una cartelera televisiva que ofrecerá Showtime, de acuerdo con fuentes cercanas al zurdo cubano.

Luis de Cubas Jr., manager de Lara, informó al diario “El Nuevo Herald” que solo falta estampar la firma en el contrato para que Lara y Hearns suban al cuadrilátero en ese sureño estado de los Estados Unidos.

Lara (15-1-1, 10 KOs) efectuó tres combates en 2011, el último en julio ante el estadounidense Paul William en Nueva Jersey, donde sufrió un revés que derivó en la suspensión indefinida de los tres jueces: Donald Givens, que dio votación 116-114, Hilton Whitaker III (115-114) y Al Benneth (114-114). Un bochornoso resultado y una sanción ejemplar para los que atentan contra el esfuerzo y el sacrificio de los boxeadores.

De acuerdo con De Cubas Jr., el púgil cubano cambió de domicilio junto a su familia hacia la ciudad de Houston, donde reside su entrenador Ronnie Shields.

“Es la mejor decisión que ha hecho en su carrera”, afirmó De Cubas. “Algunas veces pasaba seis o siete meses lejos de su esposa e hijo, pues tenía que prepararse en Houston y esa separación lo afectaba porque es un muchacho familiar”.

Con 33 años, “El Elegido” Hearns (26-2-0, 20 KOs) perdió el título mediano frente al germano Félix Sturn el 19 de febrero en Alemania, después de una racha de 13 combates sin conocer la derrota.

Su padre, Thomas “El Pegador” Hearns fue campeón en cinco divisiones diferentes: welter de la AMB, superwelter, semipesado y mediano del Consejo Mundial, y supermediano de la OMB. La revista “The Ring” lo eligió “Boxeador del Año” en 1980 y 1984.

Comenta sobre este articulo