El estadounidense Devon “El Grande” Alexander, excampeón mundial de los pesos superligeros (23-1-13), debutó el 25 de febrero en los pesos welter con una categórica victoria por votación unánime sobre el argentino Marcos “El Chino” Maidana (31-3-28), en el Scottrade Center de San Luis, Misouri.

Una verdadera exhibición de buen boxeo brindó Alexander, quien con su triunfo demostró que está en condiciones de ir a buscar una pelea millonaria con uno de los campeones de la división.

Desde el mismo primer episodio el natural de San Luis enseñó su virtuosísmo en la técnica, además de demostrar que posee potencia en sus golpes y una gran rapidez tanto de manos como de piernas.

Puede decirse que el Chino Maidana no enseñó nada en esta división, a la que ha subido, porque se mostró demasiado lento, torpe en sus movimientos y yendo hacia adelante con poca protección en su defensa, tanto que fueron muchos los golpes recibidos. No fue el mismo boxeador que enfrentó a Amir Khan ni siquiera el que venció a Erick “El Terrible” Morales.Tendrá ahora que analizar su actuación y tomar decisiones en su futuro más inmediato.

Sólo en el tercer episodio pudo el argentino llegar con una mano derecha al rostro del estadounidense, que conluyó el asalto con una herida sobre el ojo derecha. Pero ni aún así pudo el sudamericano lograr algún tipo de ventaja.

Hablando en buen boxeo, Alexander barrió a su rival desde el mismo campanazo inicial, no dejó dudas de su capacidad y de la excelente técnica y lo hizo ante un público que lo vioreó durante todo el tiempo.

Al final del combate Devon Alexander aseguró que “Ahora voy a pelear con el que sea. Voy a seguir aprendiendo. Tengo mucha potencia para esta división. Yo vine a hacer lo mejor y obtuvimos la victoria”.

Comenta sobre este articulo