No hay duda de que el argentino Sergio “Maravilla” Martínez (49-2-2, 28 KOs) es un hombre ambicioso y atrevido. Quizás para algunos pueda parecer pretensioso, pero no lo es. Solo así, y junto a grandes dosis de talento y sacrificio, puede aspirarse a ser el número uno en cualquier actividad. Es por eso que proyecta medir habilidades contra el estadounidense Floyd “Pretty Boy” Mayweather Jr. (42-0-0, 26 KOs).

“Mi gran sueño es ser el mejor libra por libra. Es como la meta final. Hoy en día para mí el mejor es Mayweather, pero una vez que me enfrente a él, y de ganarle, voy a sentirme tranquilo y conforme. Pero para mí la gran pelea de mi carrera y la más difícil es ante Floyd”, dijo Martínez visiblemente ilusionadoen la conferencia de prensa .

El peleador de 37 años que reside en la californiana Oxnard y que ostenta el cinturón diamante de los pesos ligeros (160 libras), en la versión del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), aseguró que enfrentar a Maywether Jr. no está lejos de la realidad.

Ese sería una de las peleas más atractivas de los últimos años. De solo mentar la posibilidad tambalean varios de los récords absolutos de ventas, patrocinio y Pay par wiew. Además el combate llenaría el vacío que seguramente dejará el cacareado, y que aparenta estar a años luz de celebrarse, Mayweather Jr. vs el filipino Manny “PacMan” Pacquiao (54-3-2, 38 KOs).

Pretty Boy y PacMan comparten el número uno en el escalafón mundial libra por libra, mientras el pibe de la bonaerense ciudad de Quilmes ocupa un meritorio, pero insuficiente –al menos para él- tercer lugar.

“Floyd peleará en las 154 libras contra Miguel Cotto. Fácilmente puedo bajar del peso medio a súper welter para combatir con Mayweather Jr.”, disparó Maravilla que se encontraba en Panamá promocionando el cartel de boxeo Ganar o Ganar que se efectuó la víspera en el coliseo Roberto Durán.

Asimismo argumentó que a Pacquiao lo descartó porque no da más de 65 kilos (peso welter), y a él le es imposible bajar de los 69,800 kilos (superwelter). Esa es la causa por la cual dirigió la mirada directamente hacia el norteamericano.

“Sería algo especial para mí, un sueño”, comentó el gaucho que lleva poco más de dos años sin la sombra de la derrota. El último en vencerlo fue el estadounidense Paul “El castigador” Williams (41-2-0, 27 KOs) en diciembre de 2009. Aunque esa afrenta quedó zanjada porque en la revancha (noviembre de 2010) Maravilla obligó al árbitro a utilizar el cloroformo para resucitar al castigador… que esa vez salió castigado.

Acerca de su agotadora controversia con Julio César Chávez Jr. (45-0-1, 31 KOs), el máximo beneficiado cuando a Maravilla le birlaron en las oficinas del CMB el cinturón mundial mediano de la organización, señaló que “esa pelea ya debió de haberse dado, es lo que busco para seguir adelante. Ellos dicen que la fecha ya está para el 15 de septiembre, pero no lo voy a creer hasta que estemos arriba del ring”.

Comenta sobre este articulo