Uno de los temas que más se comenta por los pasillos de fistiana es el del positivo a Testosterona Sintetica que arrojó el campeón unificado de los pesos junior welter Lamont Peterson, previo a su pelea de revancha contra el británico Amir Khan.

Peterson y Khan acordaron contractualmente someterse de forma aleatoria a exámenes sanguíneos aplicados por la Agencia Voluntaria de Anti-Doping (VADA, por sus siglas en inglés) desde el comienzo de la promoción de su pelea hasta la fecha de la realización, que estaba prevista para realizarse el sábado 19 de mayo.

Lamont Peterson arrojó positivo a la sustancia antes citada en los exámenes que se le realizaron en el mes de marzo, pero fue hasta el 7 de mayo que se dio a conocer tras haberse confirmado el resultado.

El mayor perdedor ante este suceso es Amir Khan, quien se quedó con las ganas de cobrar revancha de un peleador que le arrebató en diciembre del año pasado los cinturones mundiales de la AMB y de la FIB.

“Es muy frustrante para mí personalmente, porque tenía muchas ganas de recuperar mi cinturón en el ring y demostrar a los aficionados que soy el verdadero campeón en la división de 140 libras (junior welter). Supongo que a la larga, este tipo de incidentes puede ayudar el deporte del boxeo, ayudando a impulsar las pruebas de drogas obligatorias antes y después de las peleas,” comentó en entrevista el británico Amir Khan.

El que ambos pugilistas se sometieran a este tipo de pruebas de control de drogas fue propuesta de Lamont Peterson, siguiendo la tendencia de su compatriota Floyd Mayweather, quien en cada una de sus peleas pacta la realización de los mismos test de drogas con el fin de limpiar al boxeo.

“Primero que nada quiero agradecer a Floyd Mayweather porque Floyd fue el que estuvo pidiendo a las comisiones y estuvo envuelto en todo esto de los test de drogas durante los campos de entrenamiento,” continuó Amir Khan, agregando que:

“Tú sabes, realmente pienso que el box sería un deporte más limpio si todos nos hiciéramos estos test porque como te dije solo estamos limpiando el deporte. No es justo que cuando estaba en ese ring, cuando estaba peleando, Lamont Peterson él mismo admitió que había tomado las mismas sustancias…testosterona, en la primera pelea.”

Esto último dicho por Khan obedece a que Peterson reveló que su médico le implantó testosterona sintética en noviembre del año pasado, antes de su pelea titular. Lo que nos hace pensar que aquella noche no había una competencia del todo justa.

Comenta sobre este articulo