Donnie “Ahas” Nietes derrotó al mexicano Felipe Salguero por decisión unánime el sábado 2 de junio, en la primera defensa de su título mundial mini mosca de la Organización Mundial de Boxeo (OMB).

La pelea a 12 rounds se llevó a cabo en el Manila's Resorts World Casino en Manila, Filipinas. Salguero soportó todo el camino pero no logró su objetivo de arrebatar el fajín al campeón. Su fuerte pegada (11 KO en 16 peleas), no logró poner en apuros al campeón.

La puntuación oficial de los jueces fue: Muhammad Rois (Indonesia) 116-112, Sawaeng Taweekoon (Tailandia) 116-112 y Salven Lagumbay (Filipinas) 115-113, todos para el campeón filipino.

“Ahas” Nietes, (que en la lengua tagalo, de las filipinas, quiere decir “serpiente”) obtuvo el cinturón mini mosca en octubre de 2011, al derrotar por decisión unánime en 12 asaltos al mexicano Ramón García Hirales.

Anteriormente había sido campeón mundial peso mínimo o paja (47.7 Kg. (105 lb.) de la OMB, corona que defendió exitosamente 4 veces, antes de renunciar a ella y subir de división.

El pequeño boxeador derecho filipino, de 30 años y apenas 1.60m (5'3) de estatura, queda con un record de 34 peleas, 30 victorias (16KO), una derrota y 3 empates.

Por su parte el palmarés del mexicano Felipe Salguero es ahora de 20 combates, 16 triunfos (11KO) 3 derrotas y un empate.

Luego de su triunfo del sábado, “Ahas” Nietes lanzó un reto al actual campeón mundial mini mosca de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB), el nicaragüense Román “Chocolatito” González, con miras a unificar los cinturones.

“Ahora quiero al 'Chocolatito', espero que se pueda llevar a cabo esa pelea para ver quién es el mejor de las 108 libras”, declaró a la prensa el púgil de 30 años, quien no pierde desde el 28 de septiembre de 2004, cuando cayó por decisión dividida ante Angky Angkota, quien sobrepasó en 6 libras el límite fijado para la pelea.

Román “Chocolatito” González, de 25 años, fue también campeón mundial peso mínimo o paja y está invicto gracias a su demoledora pegada, con la que ha conseguido poner a dormir a sus rivales en 27 ocasiones, de las 32 peleas que ha disputado. Sin embargo, en las dos últimas peleas se le ha visto con mucha dificultad para lograr el peso de la categoría mini mosca.

De concretarse el duelo Nietes – González, sería un combate de altos kilates, entre un valiente púgil que maneja bien ambas manos, fuerte y preciso en sus golpes, que se desplaza con rapidez, contra otro que es sumamente técnico, poseedor de una pegada brutal.

Tanto “Ahas” Nietes, como el “Chocolatito” González, se han convertido en verdugos de peleadores mexicanos a quienes ambos han vencido en repetidas ocasiones.

Comenta sobre este articulo