martinez pikset10Dos más dos son cuatro. Nunca podrán ser tres. Así razona el entrenador argentino Gabriel Sarmiento cuando considera que su discípulo y compatriota Sergio “Maravilla” Martínez (49-2-2, 28 KO) vencerá por cualquier vía al invicto mexicano Julio César Chávez Jr (46-0-1, 32 KO) en la promocionada pelea de peso mediano prevista el 15 de septiembre en Las Vegas, Nevada.

En el boxeo pocas veces suceden milagros, asegura Sarmiento, y en el 90 por ciento (o tal vez más) de las ocasiones resulta vencedor el mejor pugilista. “Y aquí no hay discusión: Sergio (Martínez) es mejor que el Junior Chávez, aunque su padre (la leyenda Julio César Chávez) se invente historias de valentía extrema que sólo son cuentos salidos de su cabeza”, ironiza Sarmiento.

De acuerdo con el punto de vista del adiestrador “Maravilla está en un gran momento. Su estadía en España, donde nos instalamos por un tiempo para consolidar su gran carrera, le ha devuelto el hambre de triunfo, y de fortaleza y madurez mejor ni hablemos. Sergio es un toro, y hay que ver cómo le mete las manos a ese saco de golpeo. Yo no quisiera estar en las zapatillas de ningún adversario suyo”, subraya el entrenador argentino.

Según Sarmiento, Chávez Junior ha recorrido un camino muy bien construido por los arquitectos de su carrera, fundamentalmente por su padre (Julio César Chávez). “Creo que llegó la hora de acabar con un invicto basado en muchos triunfos sobre boxeadores mediocres o en decadencia”, puntualiza el adiestrador.

Si bien Gabriel Sarmiento tiene razón en algunos de su planteamientos, lo que corroboran los puntos de vista emitidos por expertos y avezados analistas del mundillo de los encordados, tampoco puede pasarse por alto que Julio César Chávez Junior ha sabido salir airoso en cada una de las pruebas a que ha sido sometido como boxeador.

Y de manera paulatina “ha ido subiendo la parada”, como afirma metafóricamente Oscar de la Hoya, presidente de Golden Boy Promotions, quien considera que será parte de un gran espectáculo esa pelea pactada a 12 asaltos el 15 de septiembre, en la que estarán en juego las coronas de peso mediano del CMB, que ostenta el mexicano, y la que concede The Ring, en poder del argentino.

De la Hoya estima que esa noche, en víspera de la conmemoración de la independencia de México, el boxeo se vestirá de gala, porque también habrá otro peleón: el que protagonizarán el mexicano Saúl “El Canelo” Alvarez y el estadounidense de origen mexicano Josesito López.

“Es un privilegio poder disfrutar de una velada como la del 15 de septiembre en Las Vegas. Son jornadas que marcan hitos en la historia del boxeo. Independientemente de ganadores y perdedores, porque el gran ganador sera este viril e inmortal deporte”, puntualiza de La Hoya.

Comenta sobre este articulo