KennyBaylessEl ex campeón mundial mexicano Juan Manuel Márquez repite hasta el cansancio que ha sido víctima del ultraje de los jueces en cada uno de los tres combates anteriores frente al filipino Manny Pacquiao, que concluyeron en par de reveses y un empate, de acuerdo con la votación de los oficiales.

Convencido de esa “verdad” (que personalmente respeto pero no comparto), “Dinamita” Márquez propuso una terna de jueces de origen mexicano, filipino y un estadounidense para la cuarta versión, prevista el 8 de diciembre en el MGM Grand de Las Vegas.

“Ya le gané tres veces y le voy a volver a ganar otra vez”, dijo Márquez (54-6-1, 39 KOs). Le estoy agradecido a Manny por aceptar esta pelea porque la pasada en noviembre nos la robaron”.

Pero la Comisión Atlética del Estado de Nevada designó a tres jueces que no estuvieron en los pleitos previos y como “verdugo” del ring al prestigioso árbitro estadounidense Kenny Bayless, quien impartió justicia en la segunda reyerta, que ganó el asiático por dos votos a uno el 15 de marzo de 2008.

Reconocido por su nivel y honestidad, Bayless, de 62 años, es un sello de calidad, que ha demostrado a lo largo de 19 años como profesional.

Bayless ha estado sobre el ring en varias reyertas de Pacquiao (5), Márquez (2), Floyd Mayweather (3), Miguel Cotto (2), Oscar de La Hoya (2), Shane Mosley (3), entre otras.

También fue el réferi en el triunfo de Márquez por nocaut técnico en el noveno round ante el australiano Michael “El Grande” Katsidis el 27 de noviembre de 2010 en la propia Ciudad del Pecado.

“Solo hay un árbitro que debe utilizarse en las super peleas en Las Vegas y su nombre es Kenny Bayless”, escribió el sitio digital “Boxingconfidential,com”. “Siempre está en control de la pelea y con el más alto grado de imparcialidad, firmeza y precisión”.

La honestidad de Bayless se puso de manifiesto por boca de Pacquiao en el pleito que ganó por decisión unánime a Shane Mosley el 7 de mayo de 2005.

En esa ocasión y tras un dudoso golpe de Mosley, Bayless le hizo cuenta protectora al “Pacman” en el décimo asalto.

“Cuando finalizó el pleito vino a mi esquina y me dijo que se había equivocado, que no hizo una buena apreciación”, dijo entonces Pacquiao a la emisora de radio “dzMM”. “Le respondí que no se preocupara, que eso era parte del deporte”.

Junto a Bayless y con la responsabilidad de emitir las boletas estarán Steve Weisfeld, de Nueva Jersey, John Keane (Inglaterra) y una dama: Adalaide Byrd, de Nevada.

Adalaide Byrd, esposa del árbitro y Salón de la Fama Robert Byrd, también estuvo en el pleito de Márquez-Katsidis. En 2012 ha oficiado en 20 peleas, las más relevantes Sergio “Maravilla” Martínez y Julio César Chávez Jr. el 15 de septiembre y la del ucraniano Wladimir Klitschko y el polaco Mariusz Wach, el 10 de noviembre en Alemania.

Como prueba de su acertada evaluación está el combate entre el cubano Richard “El Tigre” Abril y el estadounidense Brandon “Bam Bam” Ríos, que otros dos jueces, Jerry Roth y Glen Trowbridge, vieron ganar a Ríos y la dama del boxeo se inclinó por el caribeño.

Para la totalidad de los especialistas que observaron y el público presente en el Mandalay Bay Events Center de Las Vegas, la votación favorable a Ríos fue un despojo al vencedor: Abril.

Weisfeld es uno de los miembros del Salón de la Fama de Nueva Jersey desde hace 20 años y ha trabajado en más de 700 combates profesionales, incluidos 40 por títulos mundiales. Abogado de profesión, también es vicepresidente de la Asociación que busca incrementar la calidad del boxeo en Estados Unidos.

Keane ha desarrollado su carrera en Europa, fundamentalmente en el Reino Unido de Gran Bretaña. Su única incursión en América fue durante el combate entre el mexicano Adrián Hernández y el tailandés Kompayak Porpramook, que ganó por KO técnico en el sexto el azteca el 6 de octubre en Toluca, México.

Comenta sobre este articulo