AbnermMares mayo52013 peqLa noche de hoy el mexicano Abner Mares (26-0-1, 14 nocauts) se convirtió en campeón mundial en tres diferentes categorías de peso tras arrebatarle el fajín mundial pluma del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) a su compatriota Daniel Ponce de León (44-5, 35 nocauts), noqueándolo técnicamente en nueve rounds.

La pelea que se celebró en la MGM Grand Arena de Las Vegas, Nevada, formó parte del respaldo de la cartelera “MayDay”, que tuvo como protagonistas principales a los pesos welter Floyd “Money” Mayweather y Robert “El Fantasma” Guerrero.

Mares llegó a la justa con un registro invicto de 26 victorias y 1 empate, y con el hándicap de haber dominado previamente las categorías gallo y súper gallo, superando a peleadores de primerísimo nivel como Vic Darchinyan, Anselmo Moreno y Joseph Agbeko.

Ponce de León expuso por primera ocasión la corona que le arrebató en septiembre del año pasado al también mexicano Jhonny González, la cual significó el segundo título mundial en diferente división de peso, al previamente ser campeón mundial súper gallo.

El nocaut técnico llegó en el noveno round, tras la intervención del réferi Jay Nady ante una seguidilla de golpes que hilvanó Mares momentos después de que colocara una potente derecha al rostro, que envió a la lona a Ponce de León.

El peleador oriundo de Cuauhtémoc, Chihuahua, se levantó en malas condiciones de la lona, sin embargo se mantuvo en la pelea aún cuando Mares se abalanzaba encima de él buscando culminar su trabajo.

La detención fue polémica, pues el entonces campeón aún estaba tirando golpes cuando el árbitro decretó el nocaut técnico, pero lo que es un hecho es que aún no se había recuperado de la caída.

Hace tiempo que Ponce De León viene mostrando progresos en su boxeo; lejos quedó aquel campeón súper gallo que dependía totalmente de su pegada y que exhibía una nula defensa, pero aún luce vulnerable antes las izquierdas en forma de gancho.

Mares trató de potenciar el flanco derecho de Ponce de León y con su mano izquierda logró lastimarlo en varias ocasiones, siendo una de ellas colocada justo en la barbilla, la que en el tercer round le enviara a la lona por primera ocasión.

Las rondas en las que “El Tarahumara” llevó la batuta fueron bien administrados por un Mares que cuando se vio en problemas, enfrió las acciones recurriendo al “clinch” y de esa forma evitó que el golpeo de Ponce de León le causara daños significativos.

Los veloces ganchos derechos de Mares provocaron que Ponce De León se viera en la necesidad de usar su mejor arma, la recta de izquierda, de una forma muy mesurada.

El factor Clemente Medina, quien en el pasado fue entrenador de Daniel Ponce de León, terminó siendo fundamental, ya que la estrategia que llevó a cabo su pupilo Abner Mares, los llevó a la victoria por la vía de la detención.

Con todo y las dos caídas la pelea era bastante competitiva, así que no sería extraño que hubiera una revancha entre estos dos guerreros mexicanos.

Comenta sobre este articulo