JuanManuelMarquez pikjune242013Con un campo de entrenamiento que comenzó hace más de un mes, con miras a llegar en perfecta forma física el próximo 12 de octubre en el Thomas & Mack Center en Las Vegas, Nevada, el mexicano Juan Manuel Márquez buscará ponerle la cereza al pastel a una exitosa carrera de más de veinte años en la que peleó prácticamente contra los mejores del planeta.

Su objetivo es despojar al norteamericano Timothy “Desert Storm” Bradley de la faja mundial welter de la Organización Mundial de Boxeo (OMB) y de esa forma convertirse en el único mexicano en conquistar cinco títulos mundiales absolutos en igual número de divisiones de peso.

“A como de lugar quiero conseguir ese quinto título. Yo como mexicano siempre me muero en la raya y el 12 de octubre no va a ser la excepción, quiero cerrar con broche de oro mi carrera y dejar un legado en el boxeo,” dijo Juan Manuel Márquez durante la conferencia de prensa en México en la que se anunció su combate contra Bradley.

Cuando Márquez pise el ring del Thomas & Mack Center, habrá cumplido cuarenta años de edad, de los cuales la mitad de ellos los ha vivido como boxeador profesional.

Si contáramos los años que militó como boxeador amateur, tenemos que decir que tiene prácticamente toda su vida dedicándole al deporte de las narices chatas y es justo que un resultado positivo ante Bradley signifique el final de ese largo recorrido.

“La gente me pregunta si me preocupa Bradley, pero yo no me preocupo, yo me ocupo y me voy a ocupar en entrenar fuerte y en buscar ese campeonato, porque mi familia ya quiere que me retire y me voy a retirar siendo campeón del mundo,” aseguró Márquez.

En su compromiso de noviembre de 2012 contra Pacquiao, el “Dinamita” se preparó durante cuatro meses y medio, bajo la supervisión de su mánager Ignacio “Nacho” Beristain, su preparador físico Raúl de Anda y el entrenador de fuerza y potencia Ángel “Memo” Heredia, quien se sumó a su equipo a finales de 2011.

“Por su edad, tenemos que hacer las cargas de trabajo a más largo plazo y menores,” comentó “Nacho” Beristain.

Esta vez los entrenamientos comenzaron con mayor antelación y los mismos están completamente justificados, pues además de combatir contra Bradley lo hará contra el padre tiempo.

Timothy Bradley podría significar el último reto al que enfrente Juan Manuel Márquez y por qué no decir que será la última parada de una espléndida carrera que podemos resumir con la palabra “gloria”.

Crédito fotos: Rafael Soto, Promociones Zanfer

Comenta sobre este articulo