MarquezBradley pikjul222013Las Vegas.-Después de cuatro combates frente al filipino Manny Pacquiao, al mexicano Juan Manuel Márquez se le puede considerar como un “profundo conocedor” de las armas que posee el tagalo, a quien derrotó por nocaut en el sexto round, el 8 de diciembre en Las Vegas, Nevada.

Tras 10 meses de inactividad competitiva, “Dinamita” Márquez tendrá un nuevo reto frente a Timothy “La Tormenta del Desierto” Bradley, el 12 de octubre, en Las Vegas.

En el más reciente enfrentamiento, Márquez (55-6-1, 40 KOs) propinó espectacular nocaut en el sexto round al filipino “Pacman” Pacquiao, el 8 de diciembre en el MGM Grand y Casino, de Las Vegas, donde su rival llevaba ventaja en las boletas de los jueces al momento del desenlace.

“Bradley debe ser más complicado por su estilo, que Pacquiao”, dijo Márquez a la cadena ESPN al referirse a su próximo pleito con el estadounidense. “Después de tres peleas ante Pacquiao ya sabía lo que tenía que hacer, mientras que de Bradley solo conozco lo que he visto de sus peleas”.

Para Márquez, quien cumplirá 40 años el 23 de agosto, será la oportunidad de convertirse en el único boxeador mexicano con coronas en cuatro divisiones diferentes, pues además de las fajas pluma, superpluma y ligera, podría añadir la de 147 libras en poder de Bradley.

“Timothy combina muchos estilos y eso lo hace enigmático”, añadió el veterano púgil azteca. “Es un peleador de mucha velocidad, muchos movimientos y tengo que trabajar en cuanto a la velocidad, taparle las salidas, porque la velocidad se contrarresta con velocidad”.

Afirmó que el público disfrutará de un gran espectáculo, porque la forma de pelear de ambos se complementa y permite vaticinar una guerra de principio a fin.

“El estilo de Bradley y el mío es lo que da las grandes peleas y ahora no será la excepción”, insistió Márquez. “Creo que será una pelea similar a la de (Ray) Leonard y (Roberto) Durán”.

Márquez hizo mención al intenso pleito que “Mano de Piedra” Durán le ganó por unanimidad a “Sugar” Leonard, el 12 de julio de 1989, cuando disputaban la faja supermediana del Consejo Mundial (CMB) en Las Vegas.

Cuatro meses atrás, “La Tormenta del Desierto” Bradley (30-0-0, 12 KOs) sufrió más de lo esperado para imponerse por unanimidad al ruso Ruslan Provodnikov, el 16 de marzo en el Home Deport Center, de Carson, California.

Allí Bradley, de 29 años, defendió con éxito por primera vez la corona welter del CMB, que había arrebatado a Pacquiao, en un controversial fallo en junio del pasado año y que desembocó en una investigación, que dio como resultado la confirmación de que los jueces se equivocaron en sus apreciaciones.

Antes del combate con Pacquiao en las 147 libras, el invicto Bradley fue campeón superligero del CMB y de la Organización Mundial (OMB).

Comenta sobre este articulo