AbnerMares pikago292013California.-Mientras el apoderado de Abner Mares asegura que el ex campeón mexicano tomará descanso hasta el año próximo, un destacado promotor afirma que el destronado Mares le pidió efectuar la revancha a finales de 2013.

De acuerdo con Frank Espinoza, quien guía la carrera de Mares, no utilizarán este año la cláusula del contrato que le permite la revancha ante su compatriota Jhonny González, quien le arrebató la faja pluma del Consejo Mundial (CMB), el 24 de agosto en el StubHub Center, de Carson, California.

González (55-8-0, 47 KOs) propinó sorpresivo y espectacular nocaut a Mares en el primer asalto, con lo cual cedió la faja que había ganado en el noveno asalto ante Daniel Ponce de León, el 4 de mayo en Las Vegas.

En declaraciones al sitio “BoxingScene.com”, Espinoza, expresó que se mantiene el proyecto de efectuar la revancha, pero no será hasta el próximo año, lo que daría margen a González a efectuar una defensa interina.

“Efectivamente, el contrato establece una cláusula de revancha”, dijo Espinoza al sitio “BoxingScene.com”. “Ese punto se mantiene intacto y nosotros tenemos pensado utilizarlo en el mejor momento posible”.

Espinoza reconoció que la derrota de Mares había resultado dura, pero que no significaba el fin de la carrera del sobresaliente púgil.

“Al final del día, ese es el boxeo”, añadió Espinoza. “Creo que Abner volverá aún más fuerte, porque aprendió de esta amarga experiencia. Y él desea regresar y demostrar que es el mejor, a pesar de ese revés. Tiene el espíritu de un gran guerrero y el pedigree de los campeones”.

En contraposición con las palabras de Espinoza, Richard Schaefer, director ejecutivo de la compañía Golden Boy Promotions, dijo que había tenido una conversación reciente con Mares y la revancha frente a González podría efectuarse antes que finalice el presente 2013.

“El (Mares) desea ser campeón nuevamente al final del año”, expresó Schaefer también al sitio “BoxingScene.com”. “Mares confirmó que desea la revancha y le pregunté si estaba seguro. Me respondió que estaba completamente convencido de lo que decía”.

Schaefer, quien afirmó se reuniría con Espinoza la próxima semana para precisar detalles, reconoció que se trata de un gran combate, pero que “no estoy seguro pueda concretarse este año. Voy a trabajar para ver que puedo hacer”.

Reconoció que no estaba sorprendido por la actitud de Mares, porque se trata de un gran boxeador y que la única cosa que podría interponerse en el camino de la revancha antes de fin de año sería encontrar una fecha libre en un buen escenario y con la posibilidad de transmisión televisiva, lo cual se complica en las últimas semanas del año.

Espinoza afirma que Mares desea permanecer un tiempo con su familia y no peleará nuevamente hasta el próximo año, en tanto Schaefer asegura que el propio púgil le confirmó su deseo de combatir en este 2013.

Con el paso de los días veremos cuál de los dos tiene la razón.

Comenta sobre este articulo