MayweatherMientras en los corrillos del boxeo profesional todos se preguntan, ¿quién será el próximo rival de Floyd Mayweather Jr?, el experimentado entrenador Freddie Roach lanzó un grito de guerra: “Queremos la revancha con Mayweather”.

Roach asesoró al puertorriqueño Miguel Cotto para el pleito frente al dominicano Delvin Rodriguez y la dupla funcionó de maravillas, con un espectacular nocaut en el tercer asalto el 5 de octubre en el Amway Center, de Orlando, Florida.

Lo más significativo fue la explosividad y rapidez de “Junito” Cotto, quien venía de dos reveses frente a Austin “No Dudas” Trout en diciembre del pasado año y cinco meses antes ante el invicto Floyd “Money” Mayweather Jr., en ambos casos por unanimidad.

Con su acostumbrada modestia, Roach eludió cualquier mérito personal en el triunfo de Cotto ante Rodríguez.

“Solamente puedo darle las gracias a Miguel por escucharme”, dijo Roach. “Él hizo todo el trabajo y mantuvo disciplina. No había que hacer nada nuevo, solo ejecutar lo que una vez ejecutó muy bien y por alguna razón no estaba haciendo”.

Cotto reconoció que con Roach “hemos logrado muy buena química y hemos trabajado en regresar a lo básico. Me siento cómodo con el trabajo que hicimos y el trabajo que vamos a hacer”.

Tras doblegar a Rodríguez, el astro boricua, poseedor de tres títulos mundiales, no quiso revelar cuál sería su próximo objetivo…

“Ahora voy a descansar”, afirmó Cotto con la naturalidad que lo caracteriza. “Voy a disfrutar de este buen momento con mi familia. Después veremos que está por venir en el futuro”.

Pero Roach sabe que Cotto tiene una espinita clavada, que desea extraerse antes del cercano retiro: ¡Floyd Mayweather Jr.!

“En la forma que está Miguel en estos momentos, yo creo que ahora mismo le puede ganar a Mayweather”, aseguró Roach con elevada dosis de optimismo. “Creo que si Miguel hubiera peleado con Floyd en la forma que está ahora, hubiera ganado”.

En su más reciente revés, Cotto se vio lento ante Trout. Y aunque ante Mayweather Jr. el combativo púgil puertorriqueño ofreció una buena demostración, no puede compararse con lo exhibido ante el quisqueyano Rodríguez.

“Me siento como que nosotros deberíamos buscar esa pelea (frente a Mayweather Jr.), esa revancha”, expresó Roach. “Porque me gustaría estar al lado de Miguel para eso”.

Por su parte, “Money” Mayweather dio una contundente lección al mexicano Saúl “Canelo” Álvarez, el 14 de septiembre en Las Vegas, donde la jueza estadounidense Cynthia Ross inexplicablemente entregó su tarjeta con un empate para ambos púgiles.

Mayweather tiene firmado un contrato por 200 millones de dólares para efectuar seis peleas en 18 meses (ya disputó dos), pero la lista de rivales con potencialidades para volver a explotar el pago-por-evento se limita a unos cuantos, entre ellos Cotto.

De acuerdo con especialistas, los otros tres son Danny García, campeón superligero (140 libras), el también invicto Adrien Broner y el filipino Manny Pacquiao.

Sin embargo, Mayweather quiere crear una aureola de incertidumbre, que dispare el interés de los fanáticos y de los patrocinadores para satisfacer su poderoso ego y para que corran nuevamente a raudales los billetes verdes.

“Solo quiero ir a casa, descansar y tomarme unas vacaciones”, precisó Mayweather Jr., sin responder la pregunta sobre su próximo rival.

¿Quién será el siguiente adversario de Mayweather Jr.? Roach está convencido que Cotto merece la revancha y que su pupilo saldrá con el brazo en alto.

No tan rápido señor Roach. Recuerde que “Money” Mayweather no es Delvin Rodríguez. Y entre sus víctimas está el propio Cotto, además de una larga lista de figuras de primer nivel. Vencer a Mayweather Jr. es otra harina de otro costal. No por gusto es el número uno libra por libra del mundo.

Comenta sobre este articulo