Myke TysonOdiado y admirado con igual intensidad, el ex campeón mundial estadounidense de peso completo Mike Tyson, finalmente publicó sus explosivas memorias, en la cual revela con precisión, sus repudiables actos de violación, adicción a las drogas y mordiscos sobre el ring.

Después de varios años de elaboración y añadidos importantes, el libro sobre la vida de Tyson ha visto la luz con el título de “Undisputed Truth: My Autobiography” (La Verdad indiscutible: Mi autobiografía).

Si algún conocedor de la vida de Tyson creía que todo lo sabía, quedará anonadado por la visceral historia que cuenta este hombre, nacido y criado en la brutalidad extrema, que alcanzó la fama antes de caer en la delincuencia, abusó de sustancias e hizo las más viles infamias.

Sin dejar de censurar su controversial actuación, resulta indiscutible que Tyson es un ícono y una de las figuras deportivas más fascinantes de nuestro tiempo. Su recuento deja al descubierto los demonios y también como asciende desde la pobreza al estrellato y de ahí al infierno por sus debilidades personales.

Myke Tyson

En algún momento fue el hombre más temido del pugilismo, un monarca de la división de los mastodontes, que aterrorizaba al que se cruzara en su camino, dentro o fuera del cuadrilátero.

Antes de la salida definitiva al mercado, el libro necesitó un epílogo adicional escrito justo antes de su impresión para hablar sobre la más reciente recaída de Tyson al abuso del alcohol.

En sus confesiones, Tyson recuerda que vive a diario con la sombra de un drogadicto al que le encantaba inhalar cocaína y emborracharse, y que estaba en constante búsqueda de mujeres para llevarse a la cama.

Con la edición de la firma estadounidense Blue Rider Press, el libro tiene de coautor a Larry “Ratso” Sloman, quien colaboró en la obra “Private Parts” del polémico moderador radiofónico estadounidense Howard Stern.

También bajo ese título (“Undisputed Truth”), Tyson participó con gran éxito en un espectáculo en el teatro Longacre de Broadway, bajo la dirección del productor, escritor y actor Spike Lee, quien desde 1983 ha producido más de 35 películas.

El espectáculo recibió amenazas de un usuario en su cuenta de “Twitter”, en la que se aseguraba que atacaría al público asistente y hacía referencias al ataque ocurrido unas semanas antes en Aurora, Colorado, donde murieron 12 personas.

“Esto no es una broma, es en serio, gente va a morir como en Aurora”, escribió el usuario de la red social, en alusión al tiroteo durante el estreno de la película “The Dark Knight Rises” en julio de 2012 y que dejó 58 heridos además de los 12 fallecidos.

“Twitter” proporcionó a las autoridades la identidad del usuario, a quien se acusó de hacer amenazas violentas y aunque no revelaron información adicional sobre el incidente, aumentaron la seguridad en el teatro.

También el pasado año el gobierno de Nueva Zelanda rechazó en dos ocasiones el visado a Tyson por haber sido condenado a seis años de cárcel por violar a una joven de 18 años en 1992.

Tyson había sido invitado a participar en una gala benéfica en noviembre, pero después la organización caritativa Life Education Trust canceló la invitación, lo que dio pie a las autoridades neozelandesas a negar el visado.

Otra asociación, la Manukau Urban Maori Authority realizó una nueva solicitud de visado, pero también fue rechazada de acuerdo con Kate Wilkinson, ministra de inmigración, quien se apoyó en el código penal neozelandés para la negativa.

Nacido el 30 de junio de 1966, Michael Gerard “Mike” Tyson ganó dos veces el título mundial de los pesos pesados en la década de los 80.

Cuando derrotó a Trevor Berbick con 20 años, cuatro meses y 22 días, ganó el título del Consejo Mundial de Boxeo (CMB). El triunfo lo convirtió en el púgil más joven en la historia en alcanzar una corona mundial.

Después unificó todas las coronas ante los campeones James Smith (Asociación Mundial) y Tony Tucker (Federación Internacional). Fue derrotado por James “Buster” Douglas en 1990.

En 1992 Tyson fue encarcelado por la violación de Desiree Washington, una chica de 18 años. El 26 de marzo de ese año fue sentenciado a 10 años, 6 en prisión y 4 de libertad condicional. Fue liberado en marzo de 1995, después de haber cumplido tres años en prisión.

“¿Cómo puedes violar a alguien que viene a tu habitación en un hotel a las dos de la mañana?”, pregunta Tyson en el libro, donde señala que en la cárcel tuvo “tantas relaciones sexuales que estaba demasiado cansado incluso para ir al gimnasio. Me quedaba todo el día en mi celda”.

Ese mismo año de 1995 regresó al ring y derrotó a sus coterráneos Peter McNeeely por descalificación y a Buster Mathis Jr. por nocaut en el tercero, ambos en Las Vegas.

En marzo de 1996 obtuvo la corona del Consejo Mundial (CMB) al propinarle nocaut técnico en el tercer asalto al inglés Frank Bruno. Y también anestesió a su compatriota Bruce Seldon en el primer round para obtener el cinturón de la Asociación Mundial.

Pero Evander Holyfield le dio nocaut técnico en el undécimo capítulo y le arrebató la corona AMB en noviembre de 1996. La revancha el 28 de junio de 1997 pasará a la historia del pugilismo, pues en el tercer asalto Tyson fue descalificado al morderle y arrancarle un pedazo de oreja a su adversario.

El controversial promotor Don King no escapa a las críticas de Tyson en la autobiografía, que aparece escrita en primera persona, gracias a la minuciosa elaboración del coautor Larry Sloman.

“Cuando pienso en todas las cosas horribles que Don (King) me hizo durante tantos años, todavía me dan ganar de matarlo”, afirmó en la fascinante historia, bien documentada y con un lenguaje crudo y soez, que al final del libro requiere un capítulo especial para explicar algunas palabras que utiliza al referirse a las mujeres y los negros.

Aunque Tyson desde hace algún tiempo se dedica más a su familia y recientemente creó una compañía promotora de boxeo en Miami, el ex monarca advierte que en cualquier momento puede caer de nuevo en el precipicio: “A veces fantaseo con volarle la cabeza a alguien para ir a prisión por el resto de mi vida”,

Comenta sobre este articulo