Manny Pacquiao Después de casi un año alejado de la actividad competitiva, el filipino Manny Pacquiao se llevó victoria unánime ante el estadounidense Brandon Ríos, el 24 de noviembre, en Macao, China.

Cumpliendo con los pronósticos, “Pacman” Pacquiao (55-5-2, 38 KOs) disertó ante “Bam Bam” Ríos (31-2-1, 23 KOs) durante los 12 asaltos para conquistar el cetro welter Internacional de la Asociación Mundial (AMB).

Los presentes en la Cotai Arena, del Venetian Resort y Casino, junto a los millones que vieron el pleito por la pequeña pantalla, disfrutaron de una lección magistral de boxeo de Pacquiao ante las limitaciones de Ríos.

Pacquiao exhibió mayor velocidad de manos y Ríos se comportó como una sólida roca que resiste castigo sin quebrarse, pero también demostró que carecía de suficientes elementos técnicos para poner en peligro al tagalo, salvo su fuerte pegada que no pudo concretar.

Desde el inicio Pacquiao tomó la iniciativa, anteponiendo el jab y el recto de izquierda tanto a la cabeza como al cuerpo de Ríos. Así transcurrió todo el pleito con superioridad manifiesta de golpes del asiático ante un rival que poco pudo hacer para llevarse la victoria.

Aunque Pacquiao recibió el justo fallo unánime, no exhibió su característica rapidez de piernas. Pero esta deficiencia no pasó a mayores ante un Ríos que más parecía un “punching bag” que un peleador. Solo con fortaleza física es casi imposible de vencer cuando enfrente hay un rival que domina con maestría el arte de combatir.

Muchos apostaron por un nocaut de Pacquiao y a pesar de que no ocurrió, el asiático demostró que no está acabado ni mucho menos. Pero tampoco puede lanzarse campanas al vuelo por el triunfo, porque Ríos solo mostró fortaleza y asimilación.

En pocas palabras fue el combate entre un boxeador de múltiples recursos y otro con amplia capacidad para resistir castigo, a la espera de un golpe que pudiera conducirlo a la victoria.

Pacquiao venía de dos reveses consecutivos, el más reciente por un espectacular nocaut ante el mexicano Juan Manuel Márquez en diciembre pasado. Y Ríos había sucumbido por decisión unánime frente a su compatriota Mike Alvarado en marzo.

Comenta sobre este articulo