Brandon RiosMacao.-El púgil estadounidense Brandon Ríos dio positivo a la prueba de doping efectuada tras el combate que perdió por unanimidad ante el filipino Manny Pacquiao, el 23 de noviembre en Macao, China.

De acuerdo con la información suministrada en las últimas horas por la Asociación Voluntaria Antidopaje (VADA, en inglés), “Bam Bam” Ríos dio positivo a la sustancia methylexanamine, un vasodilatador que incrementa el ritmo cardíaco y la presión sanguínea.

“Fue algo pequeño que se encontró en su orina luego del combate”, dijo a la revista “The Ring” el promotor Bob Arum intentando minimizar el resultado. “Brandon había pasado todos los exámenes anteriores a ese. No es un esteroide. Fue probablemente algo que tomó luego de hacer el peso”.

Considerada un poderoso estimulante, la methylhexaneamine (también conocida como dimethylpentylamine) fue incluida entre las sustancias prohibidas por la Agencia Mundial Antidopaje (WADA) en 2010.

Arum precisó que Ríos no es principal responsable por lo sucedido.

“No es culpa del boxeador, son los que lo acondicionan”, añadió el veterano promotor a la cadena ESPN. “Él sigue ordenes de qué tomar y comer, así que no lo culpo. Brandon no es el nutricionista. Generalmente es culpa del preparador cuando un boxeador no hace el peso. Es culpa de (Alex) Ariza”.

El preparador físico Ariza, actualmente con Ríos y antes con Pacquiao, fue protagonista de un bochornoso espectáculo previo al combate entre el tagalo y el norteño en el sótano del hotel Venetian, donde se encontraba instalado el gimnasio de preparación para la pelea.

Ariza propinó una patada en el pecho a Roach cuando los entrenadores Robert García (Ríos) y Freddie Roach (Pacquiao) discutían sobre el derecho a utilizar el área de entrenamiento debido a la hora asignada a cada cual.

A pesar de las declaraciones de Arum, “Bam Bam” Ríos está expuesto a una sanción, aunque tendrá derecho de apelación en caso de no aceptarla.

Comenta sobre este articulo