sbla a3506Mientras toda Filipinas espera por el debut de Manny Pacquiao en 2014, el próximo 12 de abril, en Las Vegas, en su anticipada pelea revancha contra Timothy Bradley, la nueva generación de boxeadores tagalos continúa dando de qué hablar. Aún no se han apagado los ecos del demoledor nocaut que Marvin “Marvelous” Sonsona (23 años) le propinó al japonés Akifumi Shimoda, el 22 de febrero, en Macao, y ya otros jóvenes pugilistas filipinos son también noticia.

El 28 de febrero, en el Sports House de la Ciudad de Redwood, en California, Estados Unidos, Bruno Escalante (25 años) continuó su ascenso en la división supermosca (115 lb.) con nocaut en el primer round a expensas del veterano mexicano Lorenzo Trejo (33-29-1, 20 KOs). Escalante (12-1-1, 6 KOs), quien nació en la ciudad de Cebu y reside en su adoptiva San Carlos, suelo californiano, retuvo con la rápida victoria el cinturón regular de la Asociación Internacional de Boxeo (AIB), en su primera defensa del apócrifo galardón. El filipino-americano sumó su duodécimo triunfo, sexto por la vía del nocaut, frente a un solitario revés, el que sufriera en junio de 2012 ante el invicto estadounidense Matthew Villanueva (11-0-1, 9 KOs), por fallo unánime en 8 asaltos.

Un día después, el 1 de marzo, en el Hotel Solaire Resort & Casino, en Parañaque, Manila, otros tres prospectos de la isla del sudeste asiático escalaron al ring con el apoyo de sus parciales. La cartelera boxística en la capital filipina, bajo el nombre de “Orgullo de Pinoy XXIV: El Futuro es Ahora” (“Pinoy Pride XXIV: The Future is Now”), fue una iniciativa de Ala Promotions, firma que preside Michael Aldeguer, apoderado del trío de protagonistas de la velada, y quien ha guiado los pasos de estrellas del pugilismo tagalo como Donnie Nietes, vigente titular del orbe mosca ligero (108 lb.) de la Organización Mundial (OMB).

El imbatido Arthur Villanueva (25 años) fue el primero de los tres talentos en pisar el encerado. Cuando se concibió el evento, “King Arthur” debía protagonizar uno de los pleitos estelares frente al mexicano Juan Hernández (23-3, 16 KOs), pero este último sufrió un accidente en motocicleta la última semana y quedó fuera de la función. Tras fallar el primer reemplazo, el también azteca Danny Flores, se consiguió pactar la refriega con un tercer mexicano de menor linaje, el poco conocido Fernando Aguilar.

Pero si los organizadores, pensando que se trataría de un puro trámite destinado a concluir antes del tiempo límite, reubicaron la pelea en el programa en un puesto de menos relevancia, “Enano” Aguilar les recordó que en el boxeo no hay enemigos chicos. El guerrero mexicano mostró el espíritu fajador que ha cementado la reputación de sus compatriotas y se mantuvo todo el tiempo al ataque, obligando a Villanueva a boxear desde afuera, y dando en ocasiones la impresión de que podía arrancarle el invicto al anfitrión.

“King Arthur” escapó con un cerrado fallo unánime (94-93, 95-92, 96-91) en las boletas de los tres jueces filipinos. Villanueva retuvo su faja internacional supermosca de la OMB y conservó incólume su casillero de derrotas en 25 peleas profesionales. Pero el sabor de boca dejado fue amargo, pues se esperaba que el de casa sumara su decimoquinto éxito por la vía del cloroformo ante el aguerrido Aguilar (9-7, 1 KO), y demostrara estar apto para mayores empeños.

Quien sí no dio respiro a su oponente fue el jovencito “Prince” Albert Pagara (20 años), quien a 2 minutos y 41 segundos del gong inicial, liquidó al experimentado indonesio Isack Letidina Junior (22-5-2, 8 KOs). Pagara, quien contiende en la categoría supergallo (122 lb.), no desaprovechó la oportunidad de exhibir su talento ante las cámaras del Canal 2 de la cadena de televisión ABS-CBN, y sumó su decimonoveno triunfo, decimotercero por la vía del cloroformo, sin la sombra de un revés.

En el combate estelar de la velada, Génesis Servania (22 años) puso en riesgo su invicto y su cinturón intercontinental supergallo ante el venezolano Alexander Muñoz. El filipino se había adjudicado la faja el pasado octubre, cuando anestesió espectacularmente en el segundo round al panameño Rafael “El Torito” Concepción.

“Azukal” Servania llevó a la lona al oriundo de Miranda en el segundo y noveno asaltos, antes de que el referí, Danrex Tapdasan, determinara que ya era demasiado el castigo para el visitante, a los 2 minutos y 22 segundos del duodécimo round. El púgil tagalo sumó un importante triunfo a su palmarés, frente a un veterano como Muñoz (35 años), ex titular del mundo supermosca de la AMB, en dos ocasiones, y quien ha cruzado guantes con monarcas del planeta como los mexicanos Leo Santa Cruz y Christian Mijares, y el japonés Koki Kameda

Pero la inactividad del sudamericano, quien en 2012 y 2013 sólo peleó una vez respectivamente, pesó a lo largo del pleito, incapaz de contener el empuje del local, con mucha más hambre de victoria. Muñoz, más concentrado en el presente en su negocio de renta de autos en su natal Venezuela, venía de caer en mayo, ante Leo Santa Cruz. El una vez bautizado como “El Explosivo” volverá a su tercer semi-retiro para, quién sabe si dentro de un año, aceptar convertirse nuevamente en carne de cañón.

Servania se consolidó como segundo clasificado en el ranking supergallo de la OMB, por detrás del cubano Guillermo Rigondeaux. El filipino buscaba concretar una actuación relevante que lo convirtiera en el próximo retador de “El Chacal” caribeño, doble campeón olímpico de Sídney 2000 y Atenas 2004, y quien ha monopolizado los títulos del planeta, versiones OMB y Asociación Mundial (AMB).

Sin embargo, su promotor, Michael Aldeguer, dejó bien claro que no quiere ir tan de prisa, y aseveró que antes, planea foguear a Servania en otras peleas similares contra ex campeones del mundo. Aldeguer mencionó a los ex titulares del orbe en múltiples divisiones, el mexicano Fernando Montiel (50-4-2, 38 KOs) y el armenio Vic Darchinyan (39-6-1, 28 KOs), como los contrincantes potenciales de “Azukal” previo a un combate por el premio gordo de las 122 libras.

Aunque 2014 aún espera por el estreno de Manny Pacquiao, Nonito Donaire, Brian Viloria, Donnie Nietes, Merlito Sabillo y John Riel Casimero, los principales astros del boxeo filipino, los seguidores del deporte de los puños en esta nación asiática ya tienen motivos para celebrar.

Comenta sobre este articulo