MarquezCastillo 25032014 c1623El pasado viernes 21 de marzo en el Gimnasio del Estado de Hermosillo, México, el ex campeón mundial José Luis “El Temible” Castillo reapareció en los ensogados para enfrentar a Félix Bojorquez en un combate realizado en peso súper welter, una categoría que está muy por encima de la que en la década pasada lo vio coronarse monarca del orbe en dos ocasiones, la de peso ligero.

José Luis Castillo no miraba acción desde febrero del año pasado y este retorno trae consigo el deseo buscar una nueva chance de título mundial, pero con cuarenta años de edad y con una decadencia manifiesta en su nivel, es prácticamente imposible que pueda cumplir con su cometido.

Su indisciplina y el padre tiempo se han encargado de propinarle duros reveses en distintos momentos de su carrera y esta vez no será la excepción. Basta decir que cada vez que intentó recuperar su estatus de campeón mundial se quedó en el camino.

Su combate con Félix Bojorquez tuvo como resultado una victoria por nocaut técnico en cinco rounds. Sin embargo, dejaron mucho que desear tanto él como su rival, quien convenientemente dejaba de tirar golpes cada vez que Castillo acusaba de recibo, e incluso de forma cínica puso una rodilla en la lona tras recibir un par de ganchos al cuerpo que no parecieron llevar tanta potencia, para luego levantarse y dar la espalda en señal de rendición, cuando el réferi aún no finalizaba el conteo de protección.

Ver el estado en el que se encuentra “El Temible” hace que sienta una mayor admiración hacia el también mexicano Juan Manuel “Dinamita” Márquez, quien ha protagonizado combates igual de fuertes que Castillo y aun cuando pasa por la parte final de su carrera, se mantiene contendiendo en el nivel elite del boxeo de paga.

Juan Manuel Márquez también busca agenciarse un título mundial, el del peso welter, el cual me imagino que es el mismo que José Luis Castillo, ya que su combate ante Félix Bojorquez lo realizó en 68 kg. (150 libras), 1 kilo 300 gramos por encima de la categoría welter. Pero siendo realistas, quien está más cerca de disputarlo es el primero de ellos.

El “Dinamita” tiene una pelea pactada con el mexicoamericano Mike Alvarado, la cual se realizará el 17 de mayo en el Forum de Inglewood, California, y de salir airoso accederá a un enfrentamiento con el ganador de Timothy Bradley y Manny Pacquiao´. Ambos disputarán el 12 de abril en Las Vegas el fajín welter de la Organización Mundial de Boxeo (OMB).

Alvarado es un oponente peligroso, pero las habilidades y la experiencia de Márquez, aunadas a la motivación que da el tener la posibilidad de acceder a un quinto título mundial en diferente peso –ya logró conquistar cuatro divisiones-, le servirán de impulso para librar ese escollo y jugarse el todo por el todo ante quien resulte vencedor de Bradley y Pacquiao, en lo que podría ser su última pelea profesional.

Tanto “El Temible” Castillo como el “Dinamita” Márquez tienen la mirada puesta en la faja mundial welter. Para el primero no es más que un simple deseo, mientras que para el segundo es una meta alcanzable.

Crédito Fotos: AP (2)

Comenta sobre este articulo