KubratPulev k11112014 f95fd

El invicto búlgaro Kubrat Pulev asegura que no será uno más en la larga lista de víctimas del múltiple campeón ucraniano Wladimir Klitschko. Porque confía en sus cualidades boxísticas y en su juventud para ser el nuevo rey de la división pesada.

Pero se acerca a pasos agigantados el 15 de noviembre, la hora de la verdad para Pulev, quien tendrá que demostrar en la 02 World Arena de Altona, Hamburgo, que sus palabras van más allá de las simples bravuconadas que caracterizan a la mayoría de los boxeadores cuando están a punto de enfrentar a sus inmediatos rivales.

“La Cobra” Pulev (20-0-0, 11 KOs) intentará arrebatarle al llamado “Dr. Martillo de Acero” Klitschko (62-3-0, 52 KOs) los cinturones de la Federación Internacional (FIB), la Organización Mundial (OMB), Organización Internacional (OIB) y el de Súper campeón de la Asociación Mundial (AMB).

“Estoy listo para sustituir a Wladimir como campeón del mundo”, dijo Pulev ante los medios con exacerbado optimismo . “Voy a conseguir el título, no importa dónde ni cuándo nos enfrentemos, porque Klitschko no es invencible y he trabajado muy duro para ese momento, el más importante de mi carrera”.

Tarea harto comprometedora para Pulev, ya que Klitschko no conoce el amargo sabor de la derrota desde hace 10 años en los que ha acumulado 20 victorias frente a los otros mastodontes de la categoría, aunque casi ninguno con suficientes atributos como para salir con el brazo en alto.

El púgil balcánico emergió como retador obligatorio del más joven de los Klitschko tras imponerse por fallo unánime al zurdo y ex campeón mundial estadounidense Tony “El Tigre” Thompson, el 24 de agosto pasado, en Schwerin, Alemania, donde disputaron además del pase para enfrentar a Klitschko, el cinturón nternacional pesado de la FIB.

Con posterioridad, la promotora “K2”, propiedad de los hermanos Klitschko, ganó los derechos del duelo frente a Pulev, al ofrecer 7,25 millones de dólares, superior a los $ 5,29 millones de “Sauerland”, la compañía que representó al búlgaro en la subasta.

Después de doblegar a Thompson, Pulev se impuso por nocaut técnico en el cuarto capítulo al también estadounidense Joey “El Hielo de Minnesota” Abell, el 14 de diciembre en Neobrandenburgo, Alemania.

Más reciente, el balcánico anestesió en el tercer round al veterano croata de 40 años Ivica Perkovic, el 5 de abril, en Rostock, Alemania. El triunfo ante Perkovic (20-24-0, 15 KOs) no tiene mucha relevancia, ya que suma 10 reveses en los últimos 13 ascensos al cuadrilátero.

Klitschko, de 37 años, viene de una fácil victoria ante el samoense radicado en Australia Alex “Corazón de León” Leapai (30-5-3, 24 KOs), el 26 de abril en la Koenig Pilsener Arena, en Oberhausen, Alemania.

El ucraniano, radicado en Alemania, llegó al enfrentamiento con Leapai con una década sin conocer el revés, desde aquel lejano 10 de abril de 2004, cuando cayó por nocaut técnico ante el estadounidense Lamon Brewster, en Las Vegas, donde discutían el cetro vacante de la Organización Mundial (OMB).

Esa faja pasó a manos de Klitschko cuatro años después, cuando se impuso por votación unánime al zurdo ruso Sultan Ibragimov, el 23 de febrero de 2008, en el Madison Square Garden, de Nueva York.

Más tarde, Klitschko sumó el cinturón de súper campeón de la Asociación Mundial (AMB) al doblegar por puntos al inglés David “Hayemaker” Haye, el 2 de julio de 2011, en Hamburgo, Alemania.

“Kubrat Pulev tiene un impresionante récord en las filas amateurs y también como profesional”, dijo Klitschko al referirse a su oponente. Posee muy buenas habilidades y definitivamente no lo subestimaré”.

Klitschko, de 6,6 pies, y Pulev, solo pulgada y media más pequeño, debieron enfrentarse el 6 de septiembre, pero el monarca sufrió una distensión muscular en el bíceps del brazo derecho durante una sesión de entrenamiento y hubo que posponer la pelea.

A “La Cobra” Pulev le llegó la ansiada oportunidad de demostrar si en sus puños hay suficiente “veneno” para convertirse en rey de los pesos pesados o si por el contrario el “galeno” Klitschko confirma el criterio de la gran mayoría, que lo da como ganador por cualquier vía. En la 02 World Arena se despejará la incógnita.

Comenta sobre este articulo