GuillermoRigondeaux k15042015 c094dObligado por las circunstancias y por la desvergüenza de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB), el cubano Guillermo Rigondeaux, doble monarca de la división súper gallo, viajará próximamente a Gran Bretaña para retar a dos de los campeones de las 122 libras.

La calidad del “Chacal” Rigondeaux (14-0-0, 9 KOs) y su indiscutible maestría han provocado que los principales contendientes de la categoría eviten combatir ante el zurdo cubano, quien repite a cada instante que está dispuesto a exponer sus dos coronas, sin importarle el sitio del rival.

Súper campeón de la AMB y “regular” de la Organización Mundial (OMB), ninguno de esos dos organismos exige a los ubicados en los primeros lugares de la clasificación, que choquen contra el astro cubano, devenido terror de las 122 libras, tras imponerse inobjetablemente al filipino Nonito “Flash” Donaire, el 13 de abril de 2013, en Nueva York.

De acuerdo con Gary Hyde, manager de la carrera de Rigondeaux, su discípulo emprenderá en mayo un viaje hacia el Reino Unido de Gran Bretaña con la intención de retar al inglés Scott Quigg, monarca “regular” de la AMB, y al irlandés Carl Frampton, dueño del título de la Federación Internacional (FIB).

“No me gusta viajar al extranjero a menos que sea para efectuar una pelea”, dijo Rigondeaux. “Pero el mes próximo me trasladaré a Inglaterra para reclamar públicamente un combate contra Scott Quigg”.

El boxeador caribeño precisó que si Quigg rechaza el duelo que debería ser “obligatorio”, esa decisión quedará en la memoria de sus coterráneos, quienes difícilmente lo recordarán como un gran peleador.

“Mientras esté en Gran Bretaña me trasladaré a Belfast para preguntarle a Frampton si desea probarse a sí mismo y es capaz de chocar contra los mejores de su división”, expresó en forma enfática.

Como una forma de eludir la pelea contra Rigondeaux, el promotor de Frampton, Barry McGuigan, dijo hace pocos días que el número uno de la división no es el cubano, sino su representado, por lo que no tienen nada que probar.

Y en ese sentido señaló que está interesado en conseguir la pelea ante Quigg, que resulta de gran interés para los británicos y podría reportarle una elevada bolsa a ambos contendientes.

Barry Hearn, promotor de Quigg, reconoció que en varias oportunidades ha sostenido conversaciones con McGuigan para concretar el pleito frente a Frampton, aunque no ha ofrecido detalles de las negociaciones.

Lo curioso e inexplicable es que Hyde hace cerca de un mes solicitó formalmente a los directivos de la AMB que se disputara el choque “obligatorio” entre Rigondeaux, súper campeón de la organización, y Quigg, dueño de la corona “regular”.

Hasta ahora no ha habido respuesta del presidente de la AMB Gilberto Mendoza, ni de ningún otro funcionario en cuanto a la solicitud de Hyde, lo que contribuye a la bochornosa situación que afecta a Rigondeaux.

El propio Rigondeaux, de 34 años, ha reconocido que es posible cambie su residencia de Miami y se instale permanentemente en Inglaterra, donde podría incrementar la presión ante Quigg y Frampton, y de conseguir el enfrentamiento obtener una bolsa respetable, que ahora le es esquiva por la bochornosa tolerancia de la AMB.

Comenta sobre este articulo