PesajeMayPac k01052015 02cdfLas Vegas.-Lo inesperado ocurrió en el pesaje de hoy, previo al combate que sostendrán este sábado 2 de mayo en Las Vegas, el estadounidense Floyd Mayweather Jr. y el filipino Manny Pacquiao, quienes unificarán tres cinturones mundiales de la división welter. Aplicando términos boxísticos, el tagalo le infligió un nocaut al norteño.

En un recinto casi abarrotado en su totalidad, miles de personas abuchearon a Mayweather Jr. cuando avanzó hacia la plataforma, donde minutos después pesó 146 libras, una menos del límite de la categoría.

El rostro del estadounidense, súpercampeón de la Asociación Mundial (AMB) y dueño también del cinturón regular del Consejo Mundial (CMB), mostró sorpresa e incredulidad por el denigrante recibimiento que le ofrecieron los presentes en la sala Garden del hotel y casino MGM Grand, sede también del trascendental pleito en la siguiente jornada.

La ceremonia comenzó con el ingreso de Pacquiao, quien en respuesta a los aplausos de sus simpatizantes, mantuvo una permanente sonrisa desde que apareció en el corredor de la sala, hasta que se despidió de los fanáticos minutos después de detener la báscula en 145 libras.

Tras descender de la pesa, el “Pac-Man” ingirió una barra de chocolate. Y de inmediato mostró un pulover que tenía inscrito dos frases relacionadas con su creencia católica: “Toda la gloria y el honor pertenecen a Dios”, se pudo leer en una de las partes, en tanto la otra señalaba que “Jesús es el nombre del Señor”.

Y cuando los dos se colocaron frente a frente para tomarse la tradicional foto, se puso de manifiesto la mayor estatura de Mayweather Jr. frente a Pacquiao, lo que puede convertirse en un elemento favorable al norteño durante la pelea, que romperá varios récords en ingresos.

En la ronda de preguntas, Mayweather Jr. declinó comentar sobre las palabras de su oponente: “No sé que me dijo. Estoy enfocado en lo que ocurrirá mañana. Acto seguido expuso que intentará hacer una pelea inteligente tal como le ha orientado su padre, que además funge como entrenador principal desde 2013, después de una ruptura entre ambos, que se extendió por varios años.

“¿Podrás noquearlo?”, indagó el entrevistador. Pero “Money” Mayweather respondió en forma evasiva: “No sé, solo intentaré ofrecer mi mejor actuación”.

En su intervención, Pacquiao confirmó que había agradecido a Mayweather Jr. por ofrecerle la oportunidad de enfrentarlo. “Le di las gracias, porque esta pelea tenía que pasar ya que los fanáticos se lo merecen” , expresó Pacquiao sin abandonar su rostro risueño.

Cada una de las 10 mil personas que consiguieron el acceso al MGM Grand pagaron 10 dólares y el total de los ingresos se repartirán entre fundaciones elegidas por Mayweather Jr. y Pacquiao.

Al margen de lo que ocurrirá durante la reyerta, en las redes sociales los fans han otorgado un respaldo del 59 por ciento a Mayweather Jr., mientras el otro 49 por ciento se inclinó por Pacquiao para llevarse la victoria.

Comenta sobre este articulo