EricMolina k12062015 35c9aBirmingham (Alabama).-Aunque la inmensa mayoría considera que el gigante estadounidense Deontay Wilder, campeón mundial pesado, saldrá con el brazo en alto frente al también norteamericano Eric Molina, éste último señaló que existen punto flacos en su oponente que le abrirán las puertas al triunfo.

En el pleito, programado el 13 de junio, en la Bartow Arena de Birmingham, Alabama, el llamado “Bombardero de Bronce” Wilder (33-0-0, 32 KOs) defenderá por primera ocasión el cetro de la máxima división, versión Consejo Mundial (CMB), que logró por unanimidad en enero pasado frente al haitiano Bermane Stiverne, en el MGM Grand de Las Vegas.

“El Chico del Tambor” Molina (23-2-0, 17 KOs) exhibe una racha de cinco victorias, desde que fracasó por nocaut en el primer asalto frente a Chris Arreola, en febrero de 2012.

“Deontay es un boxeador muy fuerte, con una gran pegada y que impresiona por su porte atlético”, dijo Molina. “Pero junto a esas cualidades, también tiene sus debilidades. Y justamente voy a enfocarme en esas debilidades durante el combate para derrotarlo”.

Molina, de 33 años, se impuso por nocaut técnico en el octavo round al brasileño Raphael Zumbano, el 17 de enero último, en el Madison Square Garden, donde Wilder doblegó a “B-Ware” Stiverne.

“Estoy enfocado en conseguir el título mundial y sé que para lograrlo hay que entrar al patio trasero de tu oponente y resistir la presión. Estoy convencido que puedo resistir esa presión y vencer”, añadió Molina, descendiente de mexicanos, pero nacido en Raymondville, Texas.

Inferior a su oponente en alcance (79 por 83 pulgadas) y estatura (6,4 por 6,7 pies), Molina dijo que ha aceptado su papel como el más débil frente a Wilder. Pero al mismo tiempo precisó que nunca ha estado más fuerte, más centrado y mejor física, mentalmente y espiritualmente.

“Estoy listo para este importante combate. Estoy listo para pelear y salir por la puerta grande”, recalcó Molina, quien tuvo sus inicios en la división crucero y en 2010 ascendió hasta los súper completos, entonces con un peso de 240 libras.

Nacido en Tuscalosa, Alabama, donde aún reside, Wilder conquistó la medalla de bronce en los Juegos Olímpicos de Pekín, China. Allí venció en dos combates, pero cayó por puntos en semifinales (7-1) ante el italiano Clemente Ruso, doble campeón mundial amateur en 2007 y en 2013.

Ya en las filas rentadas, Wilder ganó 32 peleas en forma consecutiva por la vía del cloroformo, hasta que el haitiano-canadiense Stiverne logró llegar hasta el límite de los 12 asaltos, pero la amplia votación unánime no dejó margen a dudas sobre el ganador.

Ese triunfo ante Stiverne convirtió a Wilder en el primer campeón de peso completo estadounidense desde que su compatriota Shannon Briggs se adueñó del cetro pesado de la Organización Mundial (OMB), el 4 de noviembre de 2006, en Phoenix, Arizona.

Comenta sobre este articulo