boxeocubano k24082015 b2de2Después del descalabro en los Juegos Olímpicos de Beijing-2008 y una ligera mejoría cuatro años después en Londres, el boxeo cubano hace esfuerzos desesperados por regresar a la cima en la venidera cita cuatrienal, en Rio de Janeiro el próximo año.

El llamado “Buque insignia” del deporte cubano, por la gran cantidad de títulos que aporta en cada contienda universal de verano, quedó sin preseas doradas en la capital china, donde tuvo una actuación sorpresiva para sus manejadores y la dolorosa necesidad de contentarse con cuatro medallas de plata e igual cifra de bronce de un total de ocho púgiles.

Aunque nuevamente las autoridades de la isla repitieron el gastado argumento del mal arbitraje en contra de sus representantes, los análisis posteriores demostraron deficiencias técnicas y desenvolvimientos inferiores a los esperados.

Más tarde en la brumosa ciudad inglesa, los púgiles del archipiélago caribeño tuvieron un pequeño respiro, al conseguir dos títulos por intermedio de Robeisy Ramírez, en 52 kilos y de Roniel Iglesias, en 64, en tanto Lázaro Alvarez (56) y Yasniel Toledo (60) colgaron sobre sus pechos metales de bronce.

Tres años han transcurridos y en este 2015 los boxeadores de Cuba han competido en tres lides principales: la Serie Mundial (semiprofesional), los Juegos Panamericanos en la ciudad canadiense de Toronto y el Pre-Mundial en La Guaira, Venezuela, recién concluido.

En la Serie Mundial, los denominados Domadores de Cuba cayeron 4-6 en la final ante el plantel Astana Arlans, de Kazajstán, que ganó por idénticos 3-2 el 20 y 21 de junio como local y que también provocó el enojo de las autoridades cubanas, repitiendo la consabida ”mala decisión” de los jueces en algunos de los duelos adversos.

Seis medallas de oro y cuatro de plata encumbraron a los gladiadores cubanos en el certamen continental por delante de Canadá, que se adueñó de tres títulos y de Estados Unidos con dos. En esa lid, efectuada del 18 al 25 de julio, los ganadores cubanos fueron Andy Cruz (56), Lázaro Álvarez (60), Arlén López (75), Julio La Cruz (81), Erislandy Savón (91) y Leinier Peró (más de 91).

boxeocubano 2k24082015 1db00

Unos días después, la escuadra de la mayor isla antillana repitió su dominio al obtener siete primeros lugares del 15 al 23 de agosto, en La Guaira, que le otorgó a los ganadores el boleto al XVIII Mundial, en Doha, Qatar, del 7 al 17 de octubre, también clasificatorio para los Juegos Olímpicos en Rio de Janeiro-2016.

Y será en Doha, una ciudad ubicada en Golfo Pérsico, la inmediata prueba de fuego para los guerreros cubanos, reconocidos por su buen nivel boxístico, pero con un discreto desenvolvimiento dos años antes en Almaty, Kazajstán.

Par de títulos, por intermedio de Robeisy Ramírez (52 kgs) y de Roniel Iglesias (64), junto a dos bronces de Lázaro Álvarez (56) y Yasniel Toledo (60), colocaron a Cuba en la tercera posición por países, cuando su propósito era liderar la tabla.

Más de cuatro décadas han transcurrido desde el ya lejano Primer Campeonato Mundial, efectuado en La Habana, en 1974, y donde cinco de sus gladiadores se llevaron las preseas doradas, en una lid de gran calidad a la que asistieron figuras de otros países que más tarde también brillaron en las filas rentadas.

Por la parte cubana sobresalieron Jorge Hernández (48), Douglas Rodríguez (51), Emilio Correa (67), Rolando Garbey (71) y el supercompleto Teófilo Stevenson, ya fallecido al igual que Rodríguez.

También ha llovido largamente desde la cita de Barcelona´92, donde los cubanos encabezaron el medallero del boxeo, con siete pergaminos dorados y dos de plata, aunque hubo un pequeño descenso en la dos siguientes contiendas, en Atlanta-96 (4-3-0) y Sydney-2000 (4-0-2), y un repunte en Atenas-2004 (5-2-1).

Desde el pasado año Cuba ingresó a la Serie Mundial, lo que garantiza premios en metálico para sus representantes, todavía el estímulo es insuficiente en comparación con el profesionalismo, hacia donde han emigrado boxeadores de renombre de la isla como Guillermo Rigondeaux, Erislandy Lara, Yuriorkis Gamboa, Odlanier Solís, Yoan Pablo Hernández y Rancés Barthelemy, entre varios otros.

Queda por ver si las nuevas figuras (Andy López, Roniel Iglesias, Erislandy Savón, Lázaro Álvarez, Yosvani Veitía, Julio César La Cruz y Arlén López, entre los de mejores resultados) son capaces de ubicar a Cuba en la cúspide en Río de Janeiro, aunque la tarea tendrá grandes obstáculos, dado que otros países (Rusia, Kazajstán, Gran Bretaña, Ucrania y Estados Unidos), también se preparan con exquisitez y tienen boxeadores peleadores de elevado nivel.

Comenta sobre este articulo