William Silva Box 42685

Sin inmutarse y con una amplia sonrisa, el brasileño William Silva inició la respuesta sobre si tiene alguna posibilidad de vencer al favorito joven puertorriqueño Félix Verdejo e, 27 de febrero, en el Madison Square Garden, de Nueva York, donde el combate entre ambos servirá de respaldo al que efectuarán el campeón mundial Terence Crawford y el retador Henry Lundy por la corona súper ligera de la Organización Mundial (OMB).

“Tengo la fórmula para vencer a Verdejo”, dijo Silva durante un alto del entrenamiento en el gimnasio Méndez de Manhattan, escenario de la preparación final de ambos contendientes. “Él nunca ha recibido castigo y carece de respuesta a los ataques rivales”.

En un duelo entre invictos, “El Diamante” Verdejo (19-0-0, 14 KOs) expondrá frente a “Baby Face” Silva (22-0-0, 13 KOs), el cinturón ligero Latino de la Asociación Mundial (AMB), que obtuvo al propinarle nocaut en el quinto asalto al mexicano Marco Antonio “Kua-Kua” Verdejo, el 25 de abril del pasado año, en la ciudad boricua de Guaynabo.

“La gente habla de lo importante que es pegar duro, de lo valioso que es tener pegada”, afirmó Silva con total convicción. “Pero no es solo eso, es tener la fuerza para asimilar el castigo que te toque. Yo pasé por esa prueba. He peleado con oponentes fuertes y demostré resistencia. Verdejo no ha pasado eso”.

Pero si bien es cierto que el boricua Verdejo no ha enfrentado a rivales ubicados en la cima de las 135 libras, tampoco Silva tiene un currículo en los que aparecen adversarios de grandes resultados.

Ahora con 28 años, “Baby Face” Silva hará la segunda visita consecutiva a Estados Unidos. Disputó 10 combates en 2015, ocho de ellos finalizados por la vía del sueño y los otros dos por fallos unánimes.

Oriundo de Sao Paulo, Silva venció por nocaut técnico en el tercer asalto al desconocido mongol Bayan Jargal, el 11 de diciembre último, en el coliseo Roberto Clemente, ubicado en San Juan, la capital de Puerto Rico.

Antes de ese revés, Jargal (17-8-3, 11 KOs) acumulaba solo dos triunfos, con siete reveses y un combate sin resultado (No Contest), en sus anteriores 10 peleas.

Coincidentemente, en esa misma velada Verdejo se impuso por idéntica vía en el segundo round a otro brasileño: Josenilson Dos Santos, en lo que fue la segunda defensa exitosa del título ligero de la AMB.

Las victorias de Verdejo y de Silva abrieron de inmediato las negociaciones entre los representantes de ambos boxeadores para el choque que efectuarán el próximo sábado en “El Teatro”, de la emblemática instalación con sede en la “Ciudad de los Rascacielos”.

El sudamericano Silva aseguró que se encuentra en óptimas condiciones después de realizar toda la etapa de preparación en Las Vegas. “Allá guanteé con peleadores de calidad, mejor que con los que entreno en Brasil, porque en mi país la mayoría de los boxeadores también tienen que trabajar en otras profesiones. Pero en Las Vegas lo hice contra rivales verdaderamente buenos”, aseguró a ESPNDeportes.

Verdejo, por su parte, reconoció que Silva es el adversario de mayor nivel al que ha enfrentado en su incipiente carrera, aunque está convencido que su exquisita preparación debe conducirlo al triunfo.

“Espero que sea una buena pelea y que él (Silva) venga igual de listo que nosotros”, dijo Verdejo. “Estamos buscando oponentes que nos hagan trabajar y estoy listo para Silva”.

Según el abogado Bob Arum, máximo directivo de la promotora Top Rank, Verdejo debe pelear este año en tres ocasiones, las siguientes quizás en abril y después en junio, antes de tener una oportunidad por el título mundial.

“Verdejo está camino a convertirse en campeón, cosa que sucederá en algún momento de 2016”, afirmó Arum, dando por sentado que doblegará a Silva. “Lo vamos a mantener ocupa en los próximos meses y luego veremos si conseguimos esta oportunidad de título en otoño”.

Comenta sobre este articulo