Erislandy Lara Pega Vanes Martirosyan eaefd

Como le ocurre a otros púgiles cubanos, el zurdo Erislandy Lara, campeón mundial súper welter, se ha visto obligado a enfrentar a adversarios alejados de la elite para no extender su ausencia del cuadrilátero, una concesión obligada que emana de su virtuosismo e indiscutible calidad boxística.

Dueño de dos coronas súper welter, las correspondientes a la Asociación Mundial (AMB) y la Organización Internacional (OIB), “El Sueño Americano” Lara (22-2-2, 13 KOs) y sus representantes buscan continuamente un adversario ubicado en la cima de las 154 libras, pero esos esfuerzos no dan sus frutos.

De ahí que Lara, quien cumplir 33 años el 11 de abril, haya tenido que aceptar la revancha ante el armenio Vanes Martirosyan, con quien empató hace cuatro años, luego que un cabezazo accidental recibido por el armenio, obligó a los jueces a revisar las boletas de los jueces, dos de ellas con puntuaciones alternas para cada peleador y la otra con empate.

La mayoría de los que presenciaron el enfrentamiento en el Wynn Resort, de Las Vegas, y, lógicamente también Lara y su equipo, se mostraron frustrados con los oficiales, al considerar que el zurdo cubano radicado en Houston había llevado la mejor parte en las acciones, sin obviar que comenzó con poca energía, pero resultó el más efectivo desde mediados de la reyerta.

Por su parte, Martirosyan igualmente consideró que fue injusto el resultado de los jueces,  pues según su apreciación Lara combatió en forma sucia y estuvo corriendo por el cuadrilátero durante los 12 asaltos.

“Vanes Martirosyan fue lo mejor que pudimos encontrar’, afirmó al diario El Nuevo Herald, el promotor Luis De Cubas Jr., quien respalda la carrera de Lara. “La pelea ser? el 21 de mayo para ponerle punto final a un viejo debate con el armenio”.

De acuerdo con De Cubas Jr., todavía no se han concretado el lugar de la pelea, pero existen dos opciones: Miami, la ciudad afectiva de Lara y Houston, donde vive con su familia y se entrena para cada enfrentamiento.

“Queríamos otros grandes nombres para Lara como (el puertorriqueño Miguel) Cotto o (el estadounidense) Daniel Jacobs, pero no ha sido posible”, expresó De Cubas Jr. “Cuando apareció Vanes, ?l (Lara) me dijo que no había olvidado lo sucedido y quería ponerle punto final a la controversia”, que originó aquella dudosa decisión”.

Después de chocar con Martirosyan, Lara venció a Alfredo “El Perro” Angulo, a Austin “No Dudas” Trout y perdió una controversial decisión contra Saúl “El Canelo’ Álvarez, pero en 2015 se medía a contrincantes de inferior nivel como Delvin Rodríguez y Jan Zaveck.

Martirosyan ha perdido dos de sus últimas cinco peleas y ninguno de sus rivales llega al nivel de Lara, quien para muchos es el mejor 154 libras del momento y aparece como campeón lineal de la Asociación Mundial (AMB).

Según los deseos del promotor, el plan es que Lara suba al ring al menos un par de veces m?s antes de que finalice el presente a?o y que esos pleitos se efectúen contra oponentes dentro de los 10 mejores de la clasificación en la categoría.

“A Lara nadie le puede acusar de haber rechazado a un rival’, recalcó el manejador. “Con Vanes tenemos un capítulo pendiente y lo vamos a cerrar antes de mirar hacia delante. Vamos a ver quién tiene el valor de ser el próximo’.

Nacido en Armenia y radicado en Glendale, California, “La Pesadilla” Martirosyan, de 29 años, venció por fallo mayoritario al norteño Ishe “Sugar Shay” Smith, el 12 de septiembre pasado, en el lujoso hotel y casino MGM Grand, de Las Vegas.

Para Martirosyan es una magnífica oportunidad la revancha ante Lara, en tanto este no tiene otra opción que conformarse. Al enfrentar al armenio, el zurdo caribeño evita que se prolongue la inactividad competitiva. Del lobo un pelo.

Comenta sobre este articulo