Pacman Pacquiao Victoria 6cbda

Las Vegas, Nevada.-  Ninguna tentación, ni siquiera si se nombra Floyd Mayweather Jr., parece afectar, por ahora, la decisión del filipino Manny Pacquiao de retirarse del boxeo profesional, según ratificó el tagalo en esta ciudad tras su triunfo por votación unánime sobre el estadounidense Timothy Bradley.

“Creo que ya lo dí todo en el boxeo.  No está en mis manos definir si en el futuro sigo peleando. Depende de mi familia, y de mi carrera política en Filipinas”, respondió evasivamente Pacquiao ante una pregunta sobre la posibilidad de mantenerse peleando, con vistas a un segundo duelo con Mayweather Jr.

“No puedo afirmar nada al respecto”, agregó el Pacman.

Pacquiao aseguró que siempre tuvo la convicción de que contaría con el respaldo de los hinchas, a pesar de su derrota ante Mayweather Jr. en la llamada “Pelea del Siglo”, en mayo de 2015.

“Me he entregado al boxeo con pasión, y ese respeto siempre me ha sido devuelto. Sólo me queda agradecer este respaldo que siempre he recibido, y en especial el que me han otorgado esta noche aquí en Las Vegas, ante un gran boxeador, un caballero del ring como Timothy Bradley”, agregó.

En un gesto de franca amistad hacia su contrincante, Manny Pacquiao le invitó a desayunar, lo que fue aceptado por Bradley.

Interrogado sobre los golpes que le enviaron a la lona dos veces en los rounds siete y nueve, Tim Bradley bromeó al afirmar: “no lo recuerdo…De veras no lo recuerdo”.

Después enfatizó que había realizado su mejor esfuerzo, que se entregó como de costumbre sobre el cuadrilátero, pero que lamentablemente le tocó enfrentar a un gran pugilista como Pacquiao, que fue el justo vencedor del combate.

De inmediato, Bradley va a descansar junto a su familia, y dejó entrever que este segundo revés en su carrera, ambos frente a Pacquiao, de ninguna manera implicará un retroceso “porque lo más importante en la vida es saber levantarse después de caer.  Y yo he demostrado que se levantarme”, subrayó.  

Comenta sobre este articulo