Adrien Broner Arrestado 7c348

Justificando su pseudónimo, Adrien “El Problema” Broner reincide continuamente en sus errores, mantiene las malas actitudes y en consecuencia se encuentra cumpliendo una condena de 10 días tras las rejas por conducir en forma temeraria en el condado de Hamilton, uno de los 88 del estado de Ohio.

Sin dudas, Broner tiene desajustes de personalidad, que lo conducen a intentar ser el centro de atención de los medios y de los que lo rodean, aunque toma el camino equivocado, ya que lo hace infringiendo las leyes. Es como sentencia la frase popular: perro huevero, aunque le quemen hocico

Porque ésta no es la primera ocasión en que Broner incurre en problemas con las autoridades de carretera por guiar su vehículo a exceso de velocidad.  El pasado año Broner fue detenido por el mismo motivo y al presentarse ante el juez se declaró “no culpable” y fue sentenciado a cumplir un período de probación (probation, en inglés). Unos meses después, en noviembre de 2015, violó la decisión del magistrado, por lo que ahora recibió el castigo de permanecer 10 días tras las rejas.

Vale mencionar que en la justicia penal el “probation” es una medida práctica que suspende el posible juicio y somete al acusado a un grupo de limitaciones (“a prueba”),  para evitar las consecuencias negativas del encarcelamiento, ya que desde el punto de vista práctico impide que se llegue a sentencias de poca importancia y al mismo tiempo ahorra recursos materiales humanos y reducciones de costos al estado en cuestión.

Pero simultáneamente a la medida cautelar, el imputado tiene la obligación de no incurrir en la comisión de nuevos delitos para facilitar su resocialización, pues si lo repite va directo a la cárcel como ha sido el caso de Broner, quien anteriormente había quedado en libertad  bajo condición de cumplir con las restricciones y mostrar buena conducta.

A finales de marzo, el departamento de policía de Cincinnati había circulado una orden de arresto contra Broner, por un presunto delito de robo agravado, que emitió mientras el púgil se encontraba en Washington para su pelea contra el británico Ashley Theopane, a quien anestesió en el noveno asalto el 1 de abril, en el DC Armory, de Washington, DC, donde el estadounidense no pudo disputar la faja de las 140 libras.

Aunque se llevó la victoria, Broner (32-2-0, 24 KOs) perdió la corona mundial de la división súperligera de la Asociación Mundial (AMB), al sobrepasar casi en media libra el límite de la categoría, en el pesaje previo del viernes.

Dos días después del pleito, el ex campeón mundial en cuatro categorías se entregó a la policía de Cincinnati para cumplir con la orden de detención en su contra por un incidente que ocurrió el 21 de enero. Según la información publicada en aquella ciudad, Broner pagó una fianza de $ 100,000 y quedó en libertad dos horas después.

En el expediente que se abrió contra Broner, aparece que el problemático boxeador amenazó con una pistola a Christopher Carson, lo golpeó, dejó inconsciente y le extrajo miles de dólares de los bolsillos, después de perder una apuesta en el interior de una bolera.

Carson explicó en el informe del incidente, que le ganó alrededor de $14 mil a Broner, en la Madison Bowl y que después el boxeador montó en cólera cuando se negó a continuar jugando por una suma adicional de $ 6 mil.

Según la versión de la presunta víctima de cómo ocurrieron los hechos, Broner molesto se retiró del interior de la instalación, pero estaba fuera del lugar con varios amigos, cuando Carson salió alrededor de las tres de la madrugada.

De acuerdo con el investigador del caso, Carson también presentó una demanda civil contra Broner por robo y lesión agravada.

Broner conquistó la faja vacante súperligera de la AMB, al propinar nocaut técnico al ruso Khabib “El Halcón” Allkhverdiev, el 3 de octubre pasado, en el US Bank Arena, de Cincinnati.

Cuatro meses antes había perdido por unanimidad frente a su compatriota Shawn “Showtime” Porter, en el lujoso hotel y casino MGM Grand, de Las Vegas.

Comenta sobre este articulo