GGG Golovkin vs Canelo Alvarez 14a8f

Cada día surgen nuevas declaraciones que refuerzan el criterio de que el combate entre el mexicano Saúl “Canelo” Álvarez y el kazajo Gennady “GGG” Golovkin está tan lejos de ocurrir como la distancia que nos separa de los astros que observamos en el firmamento.

Las irreconciliables palabras de ambos púgiles y sus representantes muestran a las claras que salvo un estratosférico contrato que beneficie a ambas partes por igual, los dos peleadores no se verán las caras en un futuro inmediato sobre un encordado.

De todas formas, ambos tienen compromisos previos, pues Golovkin (34-0-0, 31 KOs) enfrentará  al también invicto estadounidense Dominic Wade (18-0-0, 12 KOs), el 23 de abril, en El Forum, de Inglewood, California, donde expondrá varios de los títulos de la división mediana.

Y Álvarez (46-1-1, 32 KOs) se las verá con el inglés Amir Khan (31-3-0, 19 KOs), el 7 de mayo, en la T-Mobile Arena, de Las Vegas, en la que el azteca someterá a prueba el cinturón mediano, correspondiente al Consejo Mundial (CMB).

Pero aunque uno y otro posee faja de las 160 libras, el mayor conflicto en las negociaciones del Canelo-Golovkin es precisamente el peso. ¿Por qué? Sencillamente, porque el pelirrojo azteca insiste en pelear en un “catchweight” (ajustado), tal como acordó con Khan y en sus tres reyertas previas.

El promotor Eric Gámez, representante de Canelo en Golden Boy Promotions, reiteró hace pocas horas las exigencias para que se concrete el duelo, entre ellas que Golovkin acepte pelear por debajo de las 160 libras y también algo más descabellado e inaceptable, como que las mayores ganancias deben ir a la cuenta del mexicano por ser la figura predominante y que tiene más respaldo del público.

“Canelo no es un mediano”, dijo Gómez en declaraciones al diario Los Ángeles Times. “Si Gennady realmente desea que se efectúe el combate, entonces nosotros podemos hablar acerca de un peso acordado donde descienda en el peso y Canelo suba, porque  (Canelo) es verdaderamente un 154 libras. Si Canelo hace concesiones en el peso, Gennady también lo debería hacer”.

Pero como buen negociante, Gómez no cerró las puertas con la intención de crear más incertidumbre e interés. “¿Ocurrirá el enfrentamiento?, se preguntó Gómez en la entrevista con el diario angelino. “Por supuesto. Pero es una cuestión de tiempo. Y vamos a hacer la pelea cuando creamos que es el mejor momento”.

“Canelo”, por su parte, respalda las palabras de Gómez, también en consonancia con la de otros integrantes de su equipo. “Está en mis planes futuros. Definitivamente está en mis planes futuros. Yo deseo esa pelea, porque quiero dar a los fanáticos lo que ellos desean. Pero no estoy seguro cuándo (se efectuará), ya que estoy enfocado en Amir Khan”.

El astro de Guadalajara afirmó que desea efectuar tres combates este año, pero no está en condiciones de confirmarlo ahora, porque “cualquier cosa puede suceder contra Khan y entonces los planes podrían cambiar”.

Golovkin, de 34 años, ha criticado constantemente las excusas de “Canelo” y los funcionarios de su entorno, quienes según su opinión dilatan el duelo que debe definir al campeón absoluto del Consejo Mundial (CMB), entidad que ha señalado “obligatorio” ese compromiso, pues el europeo posee la faja interina y el mexicano la regular de las 160 libras.

“Canelo es un gran campeón y un ídolo de México”, expresó Golovkin también al rotativo de Los Ángeles. “Pero ídolo de qué ¿De boxeo? No. Porque ahora luce más como un hombre de negocios”.

El peleador de Karaganda, Kazajstán insistió que el combate sería bueno para ambos y para él significa definir quién es el mejor de la categoría, su principal motivación. Y en segundo lugar coloca el asunto monetario.

“Canelo afirma que es un campeón mediano”, insistió Golovkin. “Ese es mi peso también. Entonces hagamos la pelea y definamos cuál de los dos es el campeón. Hagamos la pelea, porque estoy convencido que Canelo no quiere hacerla. Él ahora es cien por ciento un hombre de negocios. Y lo estoy esperando”.

Conocido igualmente como “El Asesino con Cara de Niño”, Golovkin suma 21 triunfos en forma consecutiva por la vía del sueño y no ha llegado al límite de los asaltos programados desde junio de 2008, cuando el retirado francés Amar Amari logró? cumplir el recorrido completo, pero cayó en forma unánime e inobjetable.
La última víctima de Golovkin, con residencia actual en Los Ángeles, fue el canadiense David Lemieux, anestesiado en el octavo rollo, el 17 de octubre, en el Madison Square Garden, de Nueva York, donde retuvo los títulos de súper campeón de la Asociación Mundial (AMB), los regulares de la Federación Internacional (FIB) y de la Organización Internacional (OIB) y el Interino del Consejo Mundial (CMB).

Comenta sobre este articulo