Sergey Kovalev vs Andre Ward 269de

La firma del contrato entre el ruso Sergey Kovalev y el estadounidense Andre Ward, ambos invictos, es una agradable noticia para los amantes del boxeo, porque escalarán el cuadrilátero dos púgiles de excepcionales virtudes boxísticas y con una trayectoria envidiable.

De acuerdo con varias fuentes que reportaron el acuerdo, “El Triturador” Kovalev (29-0-1, 26 KOs) y “Hijo de Dios” Ward (29-0-0, 15 KOs) chocarán el 19 de noviembre, en una ciudad por confirmar, que allegados a ambos púgiles especulan podrían ser Nueva York o Las Vegas, como las más probables.

No obstante, antes ese trascendental pleito, con todas las características de un verdadero choque de trenes, Kovalev, de 33 años, rivalizará contra el malawí radicado en Suráfrica Isaac Chilemba, el 11 de julio en Ekaterimburgo, Rusia, donde defenderá los títulos semipesado de la Asociación Mundial (AMB), de la Organización Mundial (OMB) y de la Federación Internacional (FIB).

Igualmente, Ward, de 32 años, tendrá una reyerta en los próximos meses antes del compromiso contra Kovalev, pero todavía no se han ofrecido detalles sobre el posible el rival, la fecha y la sede.

“El contrato ha sido firmado entre Kovalev y Ward”, dijo Egis Klimas, manager de Kovalev, una noticia que horas antes dio a conocer la promotora del mismo púgil Kathy Duva, de Main Events. “Ambos efectuarán un combate previo antes que rivalicen frente a frente”.

Demostrando que no alberga dudas de su triunfo ante Ward, el ruso Kovalev ha expresado que le gustaría efectuar el combate en la Oracle Arena, de Oakland, ciudad de residencia de Ward y donde es un ídolo entre los amantes del pugilismo.

“Deseo derrotarlo allí enfrente de sus fanáticos”, dijo hace pocos días Kovalev, quien estuvo presente en la victoria de Ward frente al cubano Sullivan Barrera, el 26 de marzo, en la Oracle Arena, ante más de 19 mil espectadores, que vitorearon la actuación del local.

Kovalev añadió que “él (Ward) lució bastante bien, pero yo puedo lucir mucho mejor. No mostró todo su arsenal porque estuvo fuera durante mucho tiempo. Será un pleito muy interesante cuando nos veamos las caras encima del ring”.

En sus últimos 18 combates, Kovalev, de 32 años, suma 16 victorias antes del límite, una por fallo unánime y la otra sin decisión ante Grover Young, quien no pudo continuar en el tercer asalto el 27 de agosto de 2001, en Beverly Hills, California.

Reconocido como uno de los mejores libra por libra del mundo hace pocos años, Ward, de 32 años, ambiciona escalar hacia la cima de la categoría semipesada e ingresar en el Salón de la Fama internacional, cuando abandone la disciplina.

“Estoy recuperando mi rapidez e intentando solidificar las habilidades, para alcanzar las primeras posiciones del boxeo nuevamente”, aseguró Ward. “Igualmente quiero ser múltiple monarca en varias divisiones y con la voluntad de Dios llegar a la cúspide como mejor libra por libra del mundo”.Sin embargo, el avezado entrenador mexicano Abel Sánchez, quien preparó al cubano Barrera, estima que Ward todavía no se encuentra al tope de sus virtudes y necesita al menos dos o tres pleitos más antes de estar listo para rivalizar con Kovalev.“Ward quedaría totalmente destruido si los golpes que le propinó Sully (Barrera) los pega Kovalev”, dijo Sánchez. “Ya Ward no es el mismo peleador que ganó el Super Seis y los Juegos Olímpicos y Kovalev se encuentra en la cima. Desde mi óptica en estos momentos Ward tiene muy pocas oportunidades de ganar si enfrenta a Kovalev”.

A finales del año pasado Ward sufrió una lesión en la rodilla derecha durante los entrenamientos, que lo obligó a tomar descanso y en consecuencia a suspender el pleito ante el colombiano Alexander Brand, el 21 de noviembre, en Las Vegas, donde el mexicano Saúl “Canelo” Álvarez venció unánime al puertorriqueño Miguel “Junito” Cotto, en la discusión de la corona vacante mediana del Consejo Mundial (CMB).

Cinco meses antes, y tras una inactividad de casi dos años, Ward había regresado a la acción competitiva con nocaut técnico en el noveno asalto frente al inglés Paul “Smigga” Smith, el 20 de junio de 2015, en la Oracle Arena.

A pesar del prolongado alejamiento del cuadrilátero, en su vuelta Ward ratificó que mantiene las habilidades (velocidad, buen boxeo y exquisita defensa) que lo ubicaron entre los mejores púgiles del mundo varios años atrás.