Fiesta en Namibia: Indongo sorprendió a Burns en Escocia -Glasgow.- Los manejadores del ex campeón mundial Ricky Burns no se equivocaron, cuando señalaron que su pupilo había escogido al rival más difícil en sus aspiraciones de extender sus coronas del mundo, pues el Campeón Mundial Superligero de la Federación Internacional de Boxeo (FIB), el namibio Julius Indongo, derrotó por amplia decisión unánime al escocés Ricky Burns, en un combate unificatorio que se llevó a cabo este sábado en The SSE Hydro de Glasgow, Escocia, Gran Bretaña.

Después de un arranque lento, el poder de Indongo comenzó a rendir sus frutos, el local trató de reaccionar tarde, pero aun así tuvo que ser cauteloso con el poder de Indongo. Al final los 12 asaltos, las puntuaciones dieron la victoria al visitante con tarjetas de 120-108, 118-110 y 116-112.

Burns se vio superado claramente por Indongo, quien en diciembre pasado dio la sorpresa al noquear en apenas 40 segundos al excampeón Eduard Troyanovsky. Este sábado, demostró que su coronación no fue casualidad, porque derrotó claramente a Burns luego de 12 rounds de acción.

El namibio se proclamó campeón de la AMB y FIB en las 140 libras, llevando su record a 22-0, con 11 nocauts, mientras que Burns quedó con 41-6-1, con 14 nocauts.

Indongo (FIB y AMB) estaría camino a unificar las fajas de los cuatro organismos más reconocidos con el estadounidense Terence Crawford es dueño de los cinturones de las 140 libras del Consejo y la Organización Mundial de Boxeo.

Precisamente, Crawford, uno de los mejores boxeadores libra por libra del mundo, peleará el 20 de mayo contra el dominicano Félix Díaz, en el Madison Square Garden de Nueva York.

Fiesta en Namibia: Indongo sorprendió a Burns en Escocia

Otros resultados en Escocia:

El supermosca Charlie Edwards (10-1, 4 nocauts) derrotó por decisión unánime a Iain Butcher (16-3, 5 nocauts) para conquistar el vacante título británico de las 115 libras. Las tarjetas favorecieron a Edwards 120-108, 120-109 y 120-108.

Robbie Barrett (15-2-1, 1 nocaut) dio otro sorpresa al superar por decisión mayoritaria a Scotty Cardle (21-1-1, 7 nocauts) para capturar el título británico en el peso ligero, el peso crucero Lawrence Okolie (2-0, 2 nocauts) noqueó en el primero a

Lukasz Rusiewicz (22-30, 13 nocauts) y el peso welter Josh Kelly (1-0) superó por decisión en seis rounds a Jay Byrne (4-2).