Ana Esteche defendió sus tres títulos ante Celeste Peralta -Pocas veces se enfrentan dos boxeadores de la misma ciudad con un título indiscutido en juego, y cuando eso sucede las pasiones afloran y explotan tanto dentro como fuera del ring. Y eso mismo sucedió en la noche de este sábado 3 de junio en la Federación Argentina de Box, cuando Ana Esteche y Celeste Peralta se enfrentaron por tercera ocasión (y segunda con tres campeonatos en juego) ante un estadio colmado y produjeron un combate extraordinario de principio a fin para crear uno de los nuevos clásicos del boxeo argentino de todos los tiempos.

Esteche (13-4-3, 2 KO) terminó imponiéndose por fallo dividido tras diez asaltos intensos y cambiantes para retener así sus coronas de peso súper ligero la FIB, OMB (arrebatadas a su rival en el choque previo entre ambas) y AMB imponiendo su boxeo agresivo y demoledor durante gran parte de la contienda. Pero Peralta (8-2-0, 1 KO) dio mucho mejor cuenta de sí en esta ocasión, logrando impresionar al menos a un juez que la vio ganadora y a muchos observadores y periodistas que vieron un combate mucho más cerrado que las tarjetas de los otros dos jurados, en parte gracias a su buen arranque y su mayor constancia en algunos rounds aislados hacia el final.

La diferencia en estilos fue notoria en los primeros cuatro asaltos, con Peralta iniciando el pleito detrás de su gran jab y certeras rectas, dominando a Esteche por completo en el primer asalto. La pelea fue cambiando de color hasta que el cuarto round pasó a ser claramente de Esteche gracias a sus arremetidas y sus volados potentes que comenzaron a hacer mella en la movilidad de Peralta. Los amarres constantes, el combate desordenado cuerpo a cuerpo y el paulatino avasallamiento de Esteche contra una Peralta cada vez más imposibilitada de llevar adelante su plan de pelea fueron la tónica de los asaltos subsiguientes.

Ya para el quinto round, Esteche arrastraba a Peralta hacia su propio estilo de combate, incluso forzándola a trenzarse en el mano a mano con resultados poco alentadores para la retadora, quien sin embargo echó mano a su mayor puntería para lentamente meterse de nuevo en el combate y rescatar un par de asaltos finales que cerraron levemente la brecha entre ambas.

En el final, dos tarjetas de 97 a 93 (Carlos Azzinaro y Héctor Tavela) fueron suficientes (y justas, aunque quien esto escribe puntuó un mucho más cerrado 94-96) para darle el triunfo a Esteche, con Peralta rescatando un 96-94 del juez restante (Ramón Cerdán).

“Fue una buena pelea. Esta vez Celeste Peralta estuvo bien entrenada y dio batalla”, dijo la triunfadora. “Recibí muchos cabezazos, me agarró un montón. Me agarraba y me pegaba, pero yo quería pelear. Estoy contenta porque me salieron bien las cosas, estoy feliz de volver a casa con mis campeonatos”.

La dureza del combate y los efectos de sus momentos más fuertes también fueron motivo de comentario de su rival.

“Los agarres fueron míos y de ella. Fue una pelea muy enredada”, admitió Peralta. “Es una boxeadora que siempre viene y nunca da un paso atrás. La boxeas, pero ¿cómo la parás?”

El  brutal ida y vuelta del combate no dio tiempo a Peralta para imponer el boxeo que la caracterizó durante su paso por el seleccionado nacional femenino, pero la ex campeona mundial no vio muchas alternativas no posibilidades de ajuste ante una rival que no paró de atacar de campana a campana.

“Hay una parte donde sí o sí te tenés que prender, porque si te pega en el brazo o en la cabeza vos vas siempre para atrás. A veces quiero demostrar que tengo aguante”, dijo Peralta, quien aseguró sin embargo que la pelea “fue pareja hasta el último round, y el último round lo gané yo. Pero bueno, no sé qué decir. Peleas son peleas. Más de lo que di no hay”.

Esteche concordó con el análisis de Peralta y tuvo palabras de elogio para su rival.

“La verdad es que se transformó en un toma y traiga entre Celeste y la Monita, mucha gente de ella y mía, y está bueno que sea así en el boxeo femenino”, aseguró Esteche. “Espero que hayan más peleas así y que podamos demostrar las argentinas que somos todas campeonas. La pelea fue pareja, pero me sentí nerviosa por el fallo. La pelea pasada la gané ampliamente y esta vez vino bien entrenada y me gusta eso, así hacemos buen espectáculo. Estoy contenta de tener una rival así”.

En vista de la enorme expectativa de público y el gran espectáculo brindado, ambas peleadoras prometieron considerar un cuarto y hasta un quinto combate entre ambas si la ocasión lo amerita.

“Sé que ella siempre va a querer dar la revancha, nunca va a decir que no. Todo depende del promotor”, se ilusionó Peralta, quien ganó el primer combate entre ambas en julio de 2015 sin títulos en juego.

Esteche, por su parte, se ilusiona con combates de mayor vuelo.

“Vamos a ver cómo sale (Erica) la Pantera (Farías, ante Cecilia Braekhus este próximo viernes 9)”, aseguró la tricampeona. “Somos argentinas y luchamos por salir afuera, y ojalá la Pantera pueda ganar esta vez. Y si no gana, yo quiero pelear con ella y ojalá se pueda dar esa pelea”, aseguró, presagiando un choque con la actual campeona súper ligero del CMB, la única joya que falta para completar su vitrina con todos los trofeos posibles en la división.

Farías estará disputando el cuádruple cetro de la división welter ante Braekhus, pero una derrota podría llevarla a bajar a defender su faja actual ante Esteche en lo que sería un nuevo clásico del boxeo femenino argentino. Pero esa historia, si se da, tendrá su propia página en los archivos del boxeo argentino, y tendrá que ser un choque extraordinario para igualar los tres grandes encuentros que han dado Esteche y Peralta en su ya histórica rivalidad.

Este es el video del combate: