Bolsa de Guantes Sueltos – Edición del 1 de marzo -La Bolsa de Guantes Sueltos es una columna colectiva semanal de pensamientos al vuelo, opiniones variadas y comentarios sobre la actividad pasada, presente y futura del pugilismo, compiladas por Diego Morilla, editor de Zona de Boxeo.  Sígannos semana a semana en @BGSenZDB y en @Zonadeboxeo

Nery-Yamanaka, otro ojo negro para el boxeo

El pesaje es el round cero de todas las peleas, el lugar donde la primera batalla (la que se libra día a día en el gimnasio) termina y le da paso a la parte más fuerte de la confrontación. Y aun así, hay boxeadores que siguen sin darle el respeto que merece.

Nery-Yamanaka, otro ojo negro para el boxeo

Momento del pesaje en Japón

Está claro que llegar al peso reglamentario en una pelea es una tarea complicada y sacrificada para muchos, pero casi imposible para otros. Quienes tengan la mala idea de quedarse demasiado tiempo en un peso determinado pueden sufrir consecuencias graves e incluso irreversibles. Pero esos mismos riesgos los corren sus oponentes, que son tan víctimas de las decisiones que toman quienes se exceden de peso casi tanto como las decisiones propias.

El caso del combate en el que el japonés Shinsuke Yamanaka cayó ante el mexicano Luis Nery (26-0, 20 KO) en la revancha entre ambos es otro triste episodio de esta historia en la cual los boxeadores, ya listos para pelear, con compromisos personales, deportivos y financieros pendientes, habiendo hecho un gasto enorme en todos los aspectos de sus preparaciones y sin tiempo para negociar, se encuentran con que sus rivales se presentarán a pelear cargando un peso (y con ello una energía y hasta un poder de pegada) superior al ya negociado.

El dilema es siempre el mismo: ¿peleo y me arriesgo a lo peor, o no lo hago y me pierdo una oportunidad y un cheque enorme? Para Yamanaka (27-2-2, 19 KOs) la respuesta fue no decepcionar a sus fanáticos, ser el caballero que cumple con su palabra, y esperar que el karma y la justicia poética hagan el resto. Pero el problema es que nada de eso llegó, y su carrera antes inmaculada tiene ahora dos manchas imborrables de las cuales Nery es el único culpable, legítimamente o no.

“Con el resultado del pesaje de ayer, creo que hice algo que no se supone que hiciera”, dijo Yamanaka posteriormente, cuando ya sus comentarios y su voluntad de corregir el pasado eran vanas. “No pude contener la irritación, para ser honesto,” afirmó el nipón, dejando entrever que fue su rabia la que le aconsejó darle una lección a Nery sobre el ring a pesar de saberse en desventaja. La lección, a la postre, la aprendió él, a costa de su campeonato y su posible sitial como uno de los mejores libra por libra en todo el mundo, posición que ostentaba antes de su primer derrota. Como siempre, el pesaje es el momento donde la frialdad debería ser la principal herramienta para negociar, y no el orgullo. Yamanaka lo sabe hoy.

Y Nery, a su manera, también.  – Diego M. Morilla

 “El Confiable” Laight, a las puertas del récord mundial … en derrotas

Después de 18 años de bochornosa carrera profesional, el inglés Kristian Laight (12-264-8, 0 KOs) está a las puertas de convertirse en el púgil que exhibe mayor número de reveses en la historia del boxeo. Con una racha adversa de 36 fracasos y un empate en sus últimas presentaciones, al “Confiable” Laight, de 37 años, lo separan 12 fracasos para igualar al estadounidense ya retirado Reggie Strickland, quien en 2005 concluyó su infame trayectoria con… 276! derrotas, incluidos 26 nocauts, además de 66 victorias, 14 por la vía del sueño.

Para sobrepasar a Strickland, quien era un peso mediano y enfrentó a varios mastodontes de los súperpesados, Laight tiene previsto pelear a cuatro asaltos versus Liam Dillon (4-0-0, 0 KOs), el 10 de marzo, en la sala York, del ecléctico barrio londinense Bethnal Green.  Y aún sin conocerse el desenlace, también en su hoja personal aparece otro duelo posterior ante Kaash Buttery, el 7 de abril, en la ciudad de Stoke-on-Trent, el oeste de Inglaterra. De seguir por ese camino, este 2018 será un año histórico para Laight y para el pugilismo.  – J.J. Alvarez

“El Matador” Mayorga busca “morir” sobre el ring

Después de anunciar en cada ocasión que abandonaba el boxeo, el doble ex campeón mundial nicaragüense Ricardo “El Matador” Mayorga siempre ha buscado una excusa para regresar al cuadrilátero, sin tener en cuenta la edad ni los golpes que ha recibido en su extensa carrera de 25 años, en los que además de 44 pleitos en boxeo, efectuó otros cuatro en Artes Marciales Mixtas, con tres reveses y un No Contest, todos en 2013.

Ricardo Mayorga a su llegada a USA

Tras su último fracaso por abandono en el décimo round ante el ruso Andrey Sirotkin, en noviembre pasado, en el Palacio de los Deportes, de Gorky, Rusia, donde ofreció un espectáculo deprimente, “El Loco” Mayorga (32-1-0-1, 26 KOs) ofreció una disertación ante los medios, asegurando que ese había sido su último combate. Pero solo han transcurridos tres meses y ya Mayorga olvidó aquellas palabras, asegurando con bombos y platillos (hay quienes afirman que su mente no anda bien) que vencerá al mexicano Rodolfo Gómez Jr (12-4-1, 8 KOs) el 7 de abril, en la Arena Laredo Energy. Tampoco le ha importado a Mayorga que el siempre fiel Rosendo Alvarez, quien manejaba su carrera desde la empresa Búfalo Boxing Promotions, haya puesto fin a su contrato de manager, considerando que Mayorga debe olvidar el deporte de los puños, porque se arriesga a morir sobre el cuadrilátero. – J.J. Alvarez