catchweight pikjune252013“Miguel Cotto. Él tiene dos derrotas, pero una de sus derrotas es contra Manny Pacquiao en un peso pactado (catchweight), en la que no estaba al 100% […] Yo quería pelear con Miguel Cotto en 154 libras -límite del peso súper welter- porque quería pelear contra el mejor Miguel Cotto,” dijo Floyd Mayweather durante la promoción de su pelea del 5 de mayo de 2012 ante el puertorriqueño Miguel Ángel Cotto.

El moreno de Grand Rapids, Michigan, siempre mantuvo la postura de que él no quería enfrentar a un peleador en una posición en la que éste se sintiera incómodo y por tal motivo quería a un Miguel Cotto sin drenarse y en su peso ideal, que son las 154 libras.

Durante las negociaciones para su combate del próximo 14 de septiembre, se exigió a Saúl “Canelo” Álvarez bajar hasta las 150 libras para tener opción de enfrentarle, sin embargo el equipo de Álvarez logró cerrar el acuerdo en un peso de 152 libras, lo que sigue siendo un “catchweight”.

“No le dimos dos libras de ventaja, ganamos dos libras,” dijo José “Chepo” Reynoso, manejador del “Canelo”.

Era evidente que quien mandaba en las negociaciones era Floyd Mayweather y no Álvarez, y que cualquier estipulación favorable en el contrato para este último, sería una victoria.

A pesar de que acordaron el peso en el que competirán, el equipo de Floyd alega que la ventaja sigue siendo del “Canelo”, pues consideran que el primero es un peleador mucho más chico que el mexicano.

“El peso favorece al 'Canelo'. Si fuera por mí la pelea estaría pactada en 150 –libras- y no 152. Hasta el momento todas las ventajas son para 'Canelo',” dijo su padre Floyd Mayweather Sr.

Pareciera que en el equipo de Maywetaher no están dispuestos a pasar por los mismos problemas que en las anteriores contiendas contra Oscar De la Hoya y Miguel Cotto, en las que subiendo a una categoría que le queda muy grande, tuvo que lidiar con el golpeo de peleadores superiores físicamente.

Todo eso se puede percibir a simple vista, pero el “Money” Mayweather sigue sin aceptar que busca sacar ventaja y alega que quien propuso el peso pactado fue el mismo equipo Saúl Álvarez y a él no le quedó más remedio que aceptar.

“Yo no lo escogí –el 'catchweight'-, nunca iba a querer bajar dos libras más de lo normal, eso es imposible. Para que se hiciera la pelea tenía que hacer eso y por eso aceptamos,” explicó el “Canelo”.

Por varios años el actual “Rey Libra por Libra” criticó a Manny Pacquiao por hacer bajar a sus opositores a pesos en los que les era muy difícil recuperarse. Ahora le toca a él disfrutar de esa prerrogativa y pondrá al “Canelo” Álvarez en una situación poco favorable durante la reyerta.

Crédito Fotos: Esther Lin, Showtime

Comenta sobre este articulo